El Arsenal salió victorioso del gran duelo de la octava jornada de Premier League contra el Manchester City (1-0), este domingo en el Emirates Stadium de Londres, que deja a los Gunners en la segunda posición pero con los mismos puntos que el Tottenham, líder del campeonato.

Esta victoria es la primera del conjunto del norte de Londres sobre los Citizens en Premier League... ¡desde finales de 2015! Es, además, la primera vez desde 2018 que el Manchester City pierde dos encuentros consecutivos de campeonato, luego de la derrota el pasado fin de semana contra el Wolverhampton (2-1).

En un partido sin apenas ocasiones claras, un disparo de Martinelli, el tercero a puerta de todo el encuentro, impactó contra Nathan Aké, desviando su trayectoria y dejando sin opciones de atajada al guardameta citizen Ederson.

Publicidad

El Arsenal vio recompensada así su apuesta por la prudencia durante todo el partido, marcando la diferencia con los cambios introducidos por Mikel Arteta en la segunda mitad.

Thomas Partey y Kai Havertz, que entraron como refuerzos para el último cuarto de hora de partido, combinaron antes de que el alemán asistiera a Martinelli, que también arrancó el partido desde el banquillo.

“Intenté hacer lo mejor posible para recuperarme y estar listo para el próximo partido”, comentó el goleador brasileño a Sky Sports sobre sus problemas físicos en las últimas semanas.

Publicidad

“Conocemos nuestro potencial y sabemos lo difícil que es jugar contra ellos. Hoy les hemos ganado y eso nos da más confianza para seguir”, añadió sobre el resultado.

Con 20 puntos, el Arsenal ocupa la segunda posición, igualado con el líder Tottenham, que tiene mejor diferencia de goles. El City se queda en la tercera posición con 18 unidades, una más que el Liverpool (4.º).

Publicidad

Los Reds no pasaron del empate a 2 en Brighton este domingo pese a un doblete de Mohamed Salah. El Liverpool volvió a sufrir un fin de semana frustrante, una semana después de su cruel derrota por 2-1 en el añadido en la cancha del Tottenham, un partido en el que acabaron con nueve jugadores y un gol erróneamente anulado.

En esta ocasión, los Reds se repusieron al gol de Simon Adingra (20) con un tanto de Salah (40) y un penal convertido por el atacante egipcio (45+1) antes del descanso.

En la segunda parte, el Liverpool pudo llevarse los tres puntos con un disparo del neerlandés Ryan Gravenberch al larguero (55), pero finalmente fue el capitán de los Seagulls Lewis Dunk (78) quien anotó, devolviendo el empate al marcador del Amex Stadium.

Los locales estuvieron cerca de anotar el tercero minutos después, pero Joao Pedro, que recibió el balón solo en área pequeña, envió su disparo por encima de la portería.

Publicidad

Por su parte ,el Newcastle, que visitaba al West Ham United (7.º), se fue al vestuario por detrás en el marcador, tras el temprano gol del checo Tomas Soucek para los Hammers (8). En el segundo tiempo, el sueco Alexander Isak anotó un doblete en el espacio de 5 minutos (57, 62), pero el ghanés Mohammed Kudus (89) devolvió las tablas para los locales.

Tras su gran actuación en Liga de Campeones contra el Paris Saint-Germain (4-1), las Urracas siguen en mitad de la tabla en Premier League (8.º) con 13 puntos, a tres del Aston Villa (5.º), que empató a 1 en Wolverhampton en el otro partido del domingo. (D)