La Asociación Ecuatoriana de Árbitros de Fútbol (AEDAF), a través de su presidente y su secretario, Luis Muentes Mora y Bolívar Pinargote Vélez, respectivamente, ha pedido “el respaldo” de los réferis de Sudamérica en el problema actual con la Liga Profesional (LigaPro) que tiene a los colegiados en huelga por impago. La AEDAF también ha explicado su postura a la Conmebol, luego que la Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF) solicitara al organismo rector del balompié sudamericano que, en el marco de la pugna, no considere a los árbitros nacionales para eventos internacionales.

En una carta enviada el sábado a réferis de Sudamérica, el gremio arbitral ecuatoriano señala que “han existido algunas reacciones que, consideramos, atentan (contra) nuestra dignidad y van en contra del derecho al trabajo”. Esto, a propósito de la petición de la FEF a la Conmebol y la solicitud de 22 de los 26 clubes de la LigaPro (series A y B) para que se realice un congreso extraordinario, cuyo punto principal plantearía la contratación de árbitros extranjeros para los campeonatos nacionales de primera categoría.

La AEDAF añade: “Categóricamente rechazamos esta intención de silenciarnos por exigir nuestros derechos y a la vez pedimos el respaldo por parte de todos quienes hemos escogido esta digna profesión a lo largo y ancho de Sudamérica”.

En otra misiva, cuyo asunto está relacionado con el pedido de la presidencia de la FEF a la Conmebol y también suscrita por Muentes y Pinargote, se comunica al secretario general y el presidente de la Comisión de Arbitraje de la Confederación Sudamericana de Fútbol, José Astigarraga y Wilson Seneme, en ese orden: “Consideramos de suma importancia poner en conocimiento que esta medida fue adoptada debido a que existe una deuda por parte de LigaPro por concepto de honorarios de los meses mayo, junio, julio y agosto del presente año”.

Y continúa, en documento asimismo enviado a la FEF y su Comisión Nacional de Arbitraje: “Lo único que estamos exigiendo son nuestros derechos con altura y dignidad, y recalcando que la postura del arbitraje ecuatoriano en todo momento ha sido conciliadora”.

Finalmente, la AEDAF le pide a la Conmebol que “comedidamente se analice la petición realizada por parte de la Federación Ecuatoriana de Fútbol, ya que afecta directamente a los intereses de nuestros árbitros internacionales”. Esto, puesto que desde la FEF también se solicitaba incluir en la privación “las candidaturas para las listas internacionales de árbitros de la FIFA 2022″.

En un tercer documento, uno a modo de comunicado público, la asociación de colegiados dice: “Lo único que buscamos es solucionar este problema a través de un acuerdo de pago concreto que no dependa de una condición incierta como se ha venido proponiendo (...) por parte de LigaPro”.

La jornada 7 de la segunda ronda de la LigaPro Serie A debía realizarse este fin de semana, pero, pese a que se siguieron los protocolos de los partidos, incluso con equipos en canchas, los juegos no han podido iniciarse hasta ahora debido a la ausencia de jueces. (D)