La tragedia sacudió a El Salvador por el asesinato de José Arnoldo Amaya mientras arbitraba un partido en la cancha Tocula. El árbitro sufrió heridas a causa de una grave agresión por parte de algunos jugadores que disputaban el partido y varios aficionados de las gradas, publica diario AS de España.

Amaya murió en el Hospital Zacamil como consecuencia de una hemorragia interna provocada por la agresión. La Federación Salvadoreña de Fútbol ha emitido un comunicado lamentando lo sucedido:

La Federación Salvadoreña de Fútbol condena, lamenta y rechaza la agresión física con un resultado fatal en la humanidad del árbitro José Arnoldo Amaya, por seudoaficionados y jugadores durante un partido que dirigía en la cancha Toluca de San Salvador.

Como federación repudiamos todos los actos de violencia que se están generando en los diferentes escenarios deportivos del país.

Publicidad

El árbitro Amaya pertenecía a la Asociación Nacional de Árbitros de Fútbol de El Salvador, fue brutalmente atacado y posteriormente trasladado al Hospital Zacamil y producto de las contundentes lesiones falleció en dicho centro.

El árbitro Amaya con 20 años de experiencia dirigía en torneos coloniales, colegiales y Liga Aficionada en la ADFA San Salvador.

El Comité Ejecutivo de Fesfut se une al dolor que embarga a su apreciada familia. (D)