El entrenador del Barcelona, Ronald Koeman, sentenció que no tiene “ningún miedo” respecto a su “futuro”, tras ser cuestionado otra vez a causa de la pobre imagen dada ante el Bayern Munich en la derrota por 0-3 en el Camp Nou.

“No sé si mi cargo está en juego porque no me han dicho nada sobre este tema. Tengo que pensar en el partido porque las demás cosas no están en mi mano”, añadió en este sentido el técnico neerlandés, en la rueda de prensa previa al encuentro ante el Granada, que por primera vez desde el inicio de la pandemia pudo ser presencial para los periodistas en la Ciutat Esportiva Joan Gamper.

Precisamente, Koeman se mostró molesto con algunas preguntas de los periodistas: “Hay cosas exageradas. No puede ser que tenga que contestar preguntas antes del partido del Bayern sobre si voy a renovar un año más el contrato y ahora seguramente me preguntéis por si tengo miedo respecto a mi futuro. Creo que esto no es normal”.

Y justificó una vez más el difícil momento deportivo del equipo, escenificado con la debacle ante el Bayern, con “los cambios” que ha habido, “la gente que hay lesionada y la entrada de muchos jóvenes”.

Así, Koeman no tuvo ningún reparo en comparar el partido del martes ante los alemanes con el 2-8 de hace poco más de un año. “Yo soy más realista que oportunista, hace más de un año el Barça perdió 8-2 contra el Bayern jugando con Messi, Suárez y Griezmann. En cambio, el otro día acabamos jugando el partido con muchos jugadores jóvenes”, sentenció.

Además, espera con ganas el regreso de Ansu Fati, de 18 años. “A pesar de su juventud ya ha enseñado su calidad como jugador y al principio de la temporada pasada marcó bastantes goles. Aún no ponemos fecha a su regreso, pero puede ser en una semana (ante el Levante) o en 10 días (ante el Benfica)”, desveló.

Preguntado por si Coutinho podría ser titular mañana lunes ante el Granada tras reaparecer ante el Bayern después de nueve meses sin jugar, Koeman respondió que el jugador brasileño “necesita más minutos que los 20 del otro día”, pero puntualizó que “aún no está para 90 minutos”. (D)