El gol anotado el jueves por el ecuatoriano Leonardo Campana cerró una sequía goleadora desde 2019, una época “difícil” para el delantero del Famalicao de la Primeira Liga, en Portugal.

Tras actuar con suceso el 2019 en el Sudamericano sub-20, del que fue campeón con la selección nacional, el gol no acompañó a Campana.

Esa temporada anotó cuatro goles con Barcelona, entre LigaPro y Copa Ecuador, el último el 21 de julio en el triunfo 5-1 sobre Mushuc Runa. Siguieron pasos por el Wolverhampton, de la Premier League inglesa, y la cesión a préstamo al Famalicao para el 2020.

En Portugal no ha sido regular, ha estado alejado por lesiones y apenas suma nueve juegos, pero el gol anotado en el triunfo 3-0 sobre Gil Vicente, motiva al tricolor.

Publicidad

“Han sido meses muy difíciles en lo personal, lleno de lesiones y molestias que me tuvieron alejado de las canchas por mucho tiempo”, posteó el atacante en sus redes sociales.

Campana se mostró “agradecido con Dios que nunca me dejó bajar los brazos, al contrario, me motivó día a día a trabajar más duro y me decía siempre que lo mejor estaba por venir y que todo por lo que estaba pasando iba a cambiar”.

También destacó el respaldo familiar “y el apoyo incondicional” de su entorno, “en los momentos que más me sentí solo”.

Pese a no estar en su mejor nivel, Campana no dejó de ser parte de la selección nacional absoluta, en amistosos y eliminatorias al mando del DT Gustavo Alfaro, quien “aconsejó” al jugador buscar nuevos aires para ser considerado en la Tri.

El de Campana fue el segundo gol en el triunfo del Famalicao, que se impuso 3-0 al Gil Vicente por la jornada 28 de la liga portuguesa.

“Feliz por el trabajo del equipo y por el gol. +3 equipo”, destacó el atacante ecuatoriano, que en junio deberá regresar a Inglaterra. (D)