“Llegar al nivel que están mis compañeros es difícil, pero lo logré”. Esa es la satisfacción del mediocampista ecuatoriano Ayrton Preciado, de las filas del Santos Laguna de México y quien regresó a las canchas –y como titular– luego de 15 meses apartado debido a lesiones. Ahora, el campeón de Ecuador con Deportivo Quito (2011) y Emelec (2017) apunta a “hacer las cosas de la mejor manera” para conseguir más minutos el plantel del entrenador Guillermo Almada.

“Hace mucho tiempo que no jugaba”, dijo en radio Área Deportiva Preciado, que apareció el domingo 11 de abril en el estadio La Corregidora los primeros 45 minutos de la derrota (1-0) ante el Querétaro, “un partido especial” en su carrera. “Estaba apartado de mis compañeros y les miraba cómo eran felices. Jugar al fútbol es mi felicidad y tenía ansias de volver”.

Ya el 4 de abril, Preciado estuvo en el banquillo en el empate a 1 con Guadalajara, casi tres meses después de que se lo viera, también entre los suplentes, contra Cruz Azul (1-0) el 10 de enero.

Constantes pesares físicos le impedían al tricolor tener una actividad regular con el club de Torreón. Pese a esto, el DT Almada contaba con el futbolista y así lo ratificó siempre que era consultado.

“Siempre agradezco la confianza que Guillermo tiene en mí, desde que llegó (abril de 2019)”, exteriorizó el volante de 26 años, quien se unió al club mexicano en julio de 2018, media temporada después de haber sido fundamental para la estrella nacional 14 de Emelec.

Preciado, afectado por lesiones en sus tibias desde 2019, relató: “Es la primera vez que me pasa que no juego durante bastante tiempo. Le puede pasar a cualquiera jugador. Tuve que luchar ante esta lesión y puse todo de mi parte. Te sirve mucho para madurar como persona y como futbolista. Mi familia fue fundamental, estuvo conmigo en todo momento. Quiero volver a tener ritmo, jugar cada semana. Estoy preparándome mucho en la parte física”.

El exseleccionado de la Tri recordó que tiene “tres años más de contrato” con Santos y que quiere “dar el salto a Europa después”, pero antes requiere de “jugar y demostrar por qué” el equipo de los Guerreros decidió llevar al fútbol de México.

Y sobre su etapa en el club millonario, el jugador rememoró: “En Emelec todo fue gloria y alegría, acá (con el equipo de Torreón) no he logrado todo eso”. (D)