Atrapar al público joven y engancharlo al género de la salsa son los objetivos de Me llamaré tuyo, el nuevo álbum de Víctor Manuelle. “Siempre estoy recalcando que mi intención es atacar a un público joven”, dijo el popular sonero puertorriqueño en una conferencia de prensa en Nueva York.

El álbum fue producido por el propio cantante junto con el músico y arreglista Efraín Junito Dávila. Víctor Manuelle invitó a jóvenes compositores con experiencia en la música urbana a colaborar en la producción, como Gocho, Wise y Oscarcito, así como al cantante urbano Ken-Y, que participa en la canción No vuelvo, y al artista pop Pedro Capó, quien colabora en Panteón de amor.

“He estado buscando estos compositores jóvenes, esta nueva cepa que tiene este vocabulario moderno que los jóvenes están escuchando diariamente”, comentó el cantante.

“Hicimos un intercambio de ideas del que salieron las canciones. Así, por ejemplo, hay el tema Mi salsa le gustó, que es un tema más discotequero o el dueto con Capó en Panteón de amor, donde hay son y rock al estilo de Carlos Santana, buscando así llegar a los jóvenes”, comentó el cantante.

“La salsa tiene un público que en los años 70 se desarrolló y que es un público muy fiel a este género musical. A este público no tengo que convencerlo, ya es público salsero”, añadió el intérprete de éxitos como Dile a ella y Mentiras. “Hay un público joven del que yo tengo que preocuparme para que sigan interesados en nuestro género musical y evitar que acabe siendo un género de nostalgia”.

Víctor Manuelle presentó el álbum a pocos días del concierto que dará mañana en el emblemático Radio City Music Hall de Nueva York, como parte de la gira Casi 20. El tour celebra sus casi 20 años de trayectoria. El primer sencillo del álbum, que da título al disco, encabezó la lista de éxitos tropicales de la revista Billboard.