El proceso de vacunación contra el COVID-19 en el Ecuador genera diferentes opiniones de los ciudadanos, según las experiencias que estos están viviendo. Foto: Ronald Cedeño



Sugieren lectores: Abrir más sitios de vacunación; pedir ayuda de clínicas y hospitales privados; sectorizar según la ubicación de la casa de salud o clínica; evitar la inscripción por internet. (I)


Publicidad


Johnny Espinoza

El MSP, Ministerio de Salud Pública, debería implementar diversas opciones (sitio web, teléfono, mesas en los centros de salud rurales, etc.) donde las personas puedan verificar su turno agendado para la primera y la segunda dosis, similar al portal del CNE donde se consulta el recinto electoral donde le corresponde sufragar. Programar un sistema diferenciado de vacunación, según el tipo de vacuna y población objetivo: abrir múltiples puntos de vacunación donde apliquen Sinovac, que no requiere conservarse a temperaturas extremadamente bajas (primeras dosis por medio de agendamiento en página web del MSP), y dejar otros puntos para vacunación concentrada donde se use la Pfizer (segunda dosis), cuyo agendamiento debe ser automático luego de la primera dosis. (O)


Hugo Landívar Armendáriz

Nuestra alcaldesa de Guayaquil, Cynthia Viteri, ante la ineficiencia del programa de vacunación del MSP, ofreció ayuda, a pesar de todas las trabas, el presidente Moreno accedió al pedido y la vacunación funciona como relojito. Siendo adulto mayor con discapacidad, el MSP me había registrado (18 marzo) indicándome que me llamarían para decirme lugar, fecha y hora. Como no me llamaban intenté acelerar el proceso infructuosamente. El 16 de abril fui al ITB y recibí un trato igual al de Estados Unidos. Piden la cédula, lo anotan en un ambiente full A/C, miden sus signos vitales, dan una botella de agua, vacunan, mandan a reposar 30 minutos. Finalmente dan una charla orientadora y lo despiden amablemente. ¡Qué maravilla!, gracias señora alcaldesa, este servicio sube la autoestima. (O)

Publicidad


Winston Revelo

Soy médico, recibí las dos dosis de Pfizer. Para agilizar el proceso se debería contar con clínicas y hospitales privados bajo la supervisión del MSP en el proceso de vacunación, aparte de sectorizar de acuerdo con la ubicación del centro de salud o clínica, así aumentaría la cantidad de población vacunada. (O)


José Guillén

Tengo 80 años, recibí la primera dosis de la vacuna Pfizer el 5 de abril, en la Universidad Politécnica del Litoral. Quedé admirado por la gran atención, todo se desarrolló con excelente organización, debo felicitarlos. Generalmente lo que hacemos es criticar. Mañana lunes 26 tengo cita para la segunda dosis. (O)


José E. Ortoneda Sánchez

Mi sugerencia al plan de vacunación contra el COVID-19 es que deben ser más organizados en todo sentido para conseguir el objetivo trazado, comenzando por el debido chequeo de las vacunas que lleguen al país, así como de su conservación y correcta aplicación. Somos seres humanos que merecemos respeto, tanto niños como mayores, y más aún cuando lo que está en juego es la vida y no se pueden aceptar tantos errores de buena o mala voluntad. (O)


Eliza Morales

No han cumplido aún la misión de vacunar por lo menos a la mitad de toda la población del Ecuador. No es esto una vacuna masiva. Eso de sacar cupo o anotarse por las páginas web es una burla, no se abren, se colapsan, y después nunca lo llaman para decir cuándo lo vacunarán. Si lo hacen lo mandarán lo más lejos de donde usted vive, y lo llamarían un día antes de vacunarlo y en la noche; o lo llaman el mismo día que debe vacunarse faltando solo 30 minutos para inyectarlo. O sea, ¿hacen eso para que la persona no pueda ir y después reportar que no quiso asistir? Vacunen por parroquias a personas que viven ahí mismo en ese sector y no las manden a lugares tan distantes. Qué maltrato. Ojalá el plan de vacunación del presidente electo Lasso sea diferente y serio, sin internet, sin mandarnos a lugares tan apartados, y no hacernos esperar en colas largas ni que llamen a avisar el mismo día ni la noche anterior. (O)


Efrén Delgado Bonilla

Solo pregunto a todos estos encargados de los programas de vacunación: ¿Cuando podrían vacunar a todas las personas de 60 años en adelante?, sobre todo las que vivimos en Manta, Manabí. (O)


Prisca Cáceres B.

¡No! Y no compliquen con el internet, tenemos que andar molestando a los hijos o nietos que nos ayuden a inscribirnos. Muchas personas no tienen internet, no saben eso, no tienen hijos ni nietos que los ayuden. La persona debería ir a un centro que esté en la zona de su residencia a vacunarse, presentar la cédula, la partida de nacimiento, algún documento, y listo. No pongan trabas. (O)