Tachos llenos de bebidas alcohólicas y cajas de cervezas se observaron en nueve fiestas clandestinas que la noche del pasado viernes fueron suspendidas en las ciudades de Manta y Portoviejo.

En la primera se interrumpieron dos fiestas clandestinas, una en la ciudadela Urbirríos y otra en el barrio Santa Martha, por incumplir con las medidas de bioseguridad y restricciones dispuestas por el Comité de Operaciones de Emergencia (COE) cantonal.

La entidad mantiene la prohibición de todo tipo de reuniones sociales y más aún fiestas de Hallowen, con el objetivo de controlar el aumento de casos del nuevo coronavirus en el cantón costero.

Además, se decomisaron bebidas alcohólicas adulteradas y sin registro sanitario, según la información que dio a conocer desde el cabildo de Manta.

Publicidad

En Portoviejo los controles también se efectuaron en varios puntos, entre ellos las fiestas con exceso de aforo.

Por esa razón, siete celebraciones fueron paralizadas, según confirmó Silvio Larrea, director del Departamento de Control Territorial del Municipio del mencionado cantón.

Asimismo, cuatro locales comerciales fueron suspendidos por incumplir con el horario de cierre indicado por el COE.

Además, 21 personas fueron sancionadas por libar en el espacio público.

“En los cementerios no tuvimos novedades, pero también se sancionó a 17 personas por no portar mascarillas”, declaró Larrea. En Portoviejo se sanciona con 100 dólares a quien no porta mascarillas.

Hasta el momento los controles se hacen en las playas y balnearios de los diferentes cantones de Manabí, provincia en donde el único cantón que permitió abrir cementerios por este feriado fue El Carmen.

Publicidad

La semana pasada el Ministerio de Salud Pública (MSP) sugirió a Manabí no abrir los camposantos después de observar que los casos probables de COVID-19 incrementaron.

Las respectivas autoridades sanitarias de la provincia incluso admitieron que el incremento estaría relacionado con que la ciudadanía se ha relajado en cuanto a la aplicación de las normas de bioseguridad tras el fin del estado de excepción y el último asueto.

Según cifras del COE nacional sobre la situación del coronavirus, el número de contagiados en Manabí asciende a 11.099 personas; 1.1017 fallecidos confirmados por prueba PCR y 1.033 por posible COVID-19.

Esta es la tercera provincia más afectada por COVID-19. (I)