Crear una cultura del pensamiento dentro del aula que promueva en los estudiantes la habilidad crítica y de análisis es el objetivo de Creating Cultures of Thinking (Creando Culturas del Pensamiento), curso en línea que forma parte de un programa educativo llamado Project Zero, en el que participaron cuatro profesoras del colegio Delta.

Este programa, creado por la Escuela de Educación de la Universidad de Harvard, cuenta con más cursos que tienen un objetivo común, “el de mejorar las prácticas metodológicas del centro educativo aplicando alternativas de vanguardia que le permitan al estudiante tener un aprendizaje más significativo”, indica Rafaela Menoscal, vicerrectora de secundaria del Delta.

Como parte del programa, 20 docentes de esta institución han participado, desde finales del 2017, en cursos como “Educación para la comprensión”, que se enfoca en la relación del estudiante con el profesor, y en el proceso de aprendizaje del alumno; “Inteligencias múltiples”, que se refiere al estudio de las diferentes formas de aprender que existen; “Pensamiento visual”, que muestra recursos que hacen tangible el proceso de aprendizaje; y “Creando culturas del pensamiento”, que se dio de septiembre a diciembre del 2019.

Publicidad

Se han logrado cambios en el discurso de los docentes con el fin de transformar esa cultura del trabajo por una del pensamiento crítico y creativo. La dinámica es completamente diferente, por ejemplo en vez de preguntar ‘¿Hiciste el deber?’, la pregunta es ‘¿Qué dudas surgieron luego de hacer el deber?’, añade Menoscal.

Colegios Alemán y Delta reciben certificaciones por excelencia

Para mencionar algunas de las actividades internas que realiza la institución a propósito de lo que proponen estos talleres, está el ejercicio Veo, pienso y me pregunto. “A través de una imagen la estudiante describe lo que ve, luego de lo que piensa que se trata dicha imagen, y por último, qué preguntas se generan con eso que está observando”, explica Daniela Febres-Cordero, jefa del área de Ciencias.

Publicidad

“Ejercicios así fomentan el desarrollo de las habilidades científicas como la observación, cuestionamiento, deducción, entre otras”, añade.

Los cursos son costeados por la institución y duran unos cuatro meses. Quienes los toman reciben un certificado y son las encargadas de transmitir los contenidos al resto de profesores con talleres internos.

Publicidad

El programa es considerado por académicos como un referente de metodologías pedagógicas y de innovación dentro del aula, que justamente pertenece a la universidad gestora de los primeros estudios que proponen que la educación debe centrarse en desarrollar habilidades y no contenidos. (I)