A petición de la defensa de Yadira Cadena, quien es procesada por el delito de fraude procesal en calidad de tentativa junto a la exasambleísta del correato Sofía Espín, la audiencia de evaluación y preparatoria de juicio en este caso fue diferida. El juez de la Corte Nacional de Justicia, Iván Saquicela, aún no define una nueva fecha para la diligencia. 

El diferimiento llega una vez que la abogada Cadena, quien fue parte del equipo de defensa del expresidente Rafael Correa dentro del juicio por el plagio ocurrido contra el activista Fernando Balda, designó como su defensa a nuevos abogados. Hasta este momento Cadena ejerció su propia defensa.

La audiencia de evaluación y preparatoria de juicio llegó luego de que terminaran los 120 días de plazos para la instrucción fiscal contra Espín y Cadena. Fue la fiscal general Diana Salazar quien notificó de la terminación de instrucción en el caso, y además quien solicitó se defina fecha para la audiencia.

Cadena y Espín, quien se encuentra en Bolivia solicitando refugio, son acusadas de presionar a la exagente de inteligencia, Jéssica Falcón, mediante ofrecimientos de dinero, otros abogados y asilo, para que cambie su versión y no involucre al expresidente Rafael Correa en el plagio de Fernando Balda. 

La exagante Falcón fue sentenciada como autora del plagio de Balda y se le definió un año, nueve meses y 22 días de pena.

En la providencia emitida por el juez Saquicela, la noche de ayer, aclaró que la audiencia se difiere por única vez, "a fin de que la procesada no sea privado al derecho de la defensa, así como, pueda contar con el tiempo y con los medios adecuados para ejercer la misma y sea escuchado en igualdad de condiciones".  

Esta causa se abrió por el delito de oferta de tráfico de influencias, pero al existir una reformulación de cargos terminó procesándose un fraude en grado de tentativa. 

Falcón, en su testimonio anticipado, reiteró que Espín y Cadena en la visita que le hicieron en el Centro de Confianza de Chillogallo, en Quito, le ofrecieron un abogado para su defensa, el dinero que ella solicite, la tramitación de un asilo en Bélgica y conseguir que la defiendan desde las Naciones Unidas y los Derechos Humanos internacionales. (I)