Con la firma de un convenio entre el Ministerio del Interior, Defensoría del Pueblo y el Centro Internacional para Niños Perdidos y Explotados (ICMEC, por sus siglas en inglés) se anunció este jueves la implementación en Ecuador del sistema de alerta internacional para la búsqueda de menores desaparecidos, con la difusión mediática y los recursos tecnológicos.

Con el sistema de alerta Amber, que en Ecuador tomará el nombre de Emilia, en homenaje a la niña Emilia B., de 9 años, cuyo cuerpo fue encontrado incinerado en una quebrada de Loja, cinco días después de haber sido reportada su desaparición, se implementarán también en todo el país otras 10 unidades especializadas en la  atención, prevención e investigación de la desparación de menores.

Carla Suárez, directora de Política Criminal de la Fiscalía General, asegura que Ecuador tiene 1.577 casos de personas desaparecidas, de los cuales 18% corresponde a menores de edad. El registro de datos se logró tras un trabajo interinstitucional que permitió consolidar la información, puntualizó.

Funcionamiento

La alerta aplica para menores de 18 años que han desaparecidos. Emitida la alerta sobre la desaparición, la información se transmite por diversos medios de comunicación como televisión, correo electrónico, redes sociales, en un rango de 160 kilómetros donde fue visto por última vez el menor, indicó el Ministerio del Interior.

El ministro César Navas señaló que el 96% de los casos de personas desaparecidas son resueltos por la Policía.

Juan Enrique Quiñónez, representante de Unicef en Ecuador, destacó la importancia de entender que los menores (niños, niñas y adolescentes) desaparecen en todos lados, y que cuando existe riesgo el país tiene la obligación de actuar de forma coordinada e interinstitucional. (I)