Publicidad

Doce mujeres al mando de Sinchi Warmi en Misahuallí

El hospedaje en este centro turístico varía según la habitación, de $ 15 a $ 120. Se incluye desayuno.

En el 2008 se constituyó oficialmente este centro turístico, donde se comparten tradiciones ancestrales. Foto: redaccion

Cuatro chozas tradicionales de madera, caña guadúa y paja toquilla, que conforman el Centro Turístico Sinchi Warmi, en la parroquia Misahuallí, del cantón Tena, en la provincia del Napo, se reflejan en una de las dos piscinas artificiales que usan para que los turistas practiquen pesca deportiva.

Sinchi warmi, en español, significa mujer valiente, y precisamente 12 mujeres kichwas con valentía, en el 2000, con la ayuda de cuatro hombres, decidieron emprender un negocio de turismo comunitario, donde muestran parte de sus costumbres preservando el hábitat de la selva.

En el 2008 se constituyeron oficialmente como organización comunitaria y lograron posicionarse dentro del sector turístico. Se capacitaron en administración, gastronomía, servicios hoteleros, bodega y guianza. El complejo de cuatro hectáreas y media, a 25 kilómetros de Tena, unos 30 minutos en auto, dispone de una choza para restaurante, una funciona como capilla, otra para sala de reuniones y tres sirven para alojar a 24 personas.

Sofía Alvarado, una de las socias, participa en una caminata por un sendero de trampas y cultivos ancestrales. En el trayecto muestra cómo están construidas las trampas para cazar animales menores, enseña plantas medicinales y las chacras nativas.

Otro atractivo es la capilla, una choza donde se guarda una virgen de madera tallada por artesanos indígenas, bancas de madera, un fogón en el centro y una hamaca para relajarse, mientras se practica un ritual denominado ‘Wayusa upina’, en el que se bebe wayusa y los turistas relatan sus sueños para que los abuelitos nativos interpreten y aconsejen las actividades del siguiente día.

El restaurante ofrece siete platos típicos, entre ellos se destaca el maito de tilapia y pollo, tortillas de yuca con champiñones del lugar y verduras, caldo criollo con yuca, tortilla con salsa de papa china, crema con cacao blanco y la refrescante wayusa. El costo del hospedaje en habitaciones matrimoniales y simples es de 20 dólares por persona. Dobles y triples, 18 dólares, mientras que las literas cuestan 15 dólares. En todas se incluye el desayuno. Se ofrecen paquetes: Un día por 80 dólares, dos días y una noche por 120 dólares. (I)

Redacción
Redacción

Publicidad

Comparte este artículo

¿Tienes alguna sugerencia de tema, comentario o encontraste un error en esta nota?

Lo último

¿Cómo descubrimos nuevos planetas?

Avances tecnológicos han permitido a los astronautas encontrar miles de planetas más allá de nuestro sistema solar durante las últimas décadas.

Publicidad