La turbiedad del río Daule era evidente la mañana de ayer desde el recinto Puente Lucía. Aquello llevó a la concesionaria Interagua a anunciar la alerta roja, pues los niveles de opacidad alcanzaron un registro de 1.680 NTU (unidad de medida de la turbidez), cuando el valor máximo esperado es 1.500.

Al ser el Daule la fuente de abastecimiento para la potabilización del agua de la ciudad, había el riesgo de que se restringiera el suministro del líquido, tal como ocurrió el jueves 9 de febrero por la misma causa. La turbiedad esa vez llegó hasta los 2.000 NTU.

Ese corte de siete horas registrado en la urbe en aquella ocasión afectó también a los cantones vecinos Durán, Samborondón y Nobol.

Publicidad

Interagua avisó de la alerta roja a través de sus redes sociales, pero a las 11:37 en su página web informó que el nivel de alerta pasó de roja a amarilla, ya que la turbiedad se redujo a 1.230 NTU.

Sin embargo, en las redes sociales el aviso de alerta roja se mantuvo hasta la tarde, lo que causó preocupación entre algunos de los internautas.

Omar López, morador del recinto Puente Lucía, sitio cercano adonde se encuentra la planta La Toma, mencionó que las lluvias en el sector han sido prolongadas. Aquello interrumpe incluso las jornadas de pesca de gente que habita en recintos contiguos.

Publicidad

“Cuando llueve por Manabí (donde nace el río Daule) el agua baja bien turbia como ahora y se hace difícil poner las redes para pescar”, contó. (I)