La Comisión de Ética y Confianza Pública de Miami-Dade demandó a un alcalde del área de Miami que trató de pagar una multa de 4.000 dólares con 28 baldes llenos de monedas de cinco y un centavo.

La comisión además aumentó al doble la multa impuesta al alcalde de Hialeah Carlos Hernández, diciendo que éste violó intencionalmente las reglas al enviarles 360.000 monedas el 6 de noviembre pese a que sabía que el panel solamente acepta cheques.

De acuerdo con una declaración de la comisión, el 9 de diciembre se realizará una audiencia sobre la queja presentada ante la corte.

El panel falló en julio que Hernández mintió sobre su cobro de intereses usureros sobre un préstamo de 180.000 dólares a un vendedor de joyas que ahora está preso por cargos de un esquema de pirámide.

El Nuevo Herald reporta que Hernández ha dicho que los cargos contra él son "un circo político". (I)