El ministerio de Relaciones Exteriores de Brasil anunció este domingo que está "en contacto" con el Ministerio del Interior y la Cancillería "para garantizar el acceso a la defensa" de la ciudadana brasileña Manuela Picq, detenida en Quito durante la jornada de protestas del pasado jueves.

En su cuenta de Twitter el Ministerio brasileño respondió a la ONG Fundamedios y a tuiteros ecuatorianos que le consultaron sobre la situación de Picq, cuya visa fue revocada. El lunes habrá una audiencia para determinar una posible deportación.

La Cancillería brasileña indicó en esa red social que el embajador Fernando Simas Magalhaes está en contacto con las autoridades ecuatorianas y los familiares de Picq, pareja del líder de la Ecuarunari Carlos Pérez Guartambel.

Publicidad

No hubo un pronunciamiento inmediato de la Cancillería ecuatoriana sobre el tema. (I)