Con un aerógrafo en su mano derecha, Luis (nombre protegido) hacía trazos en un lienzo apoyado en las mallas del parque del redondel de la cdla. Sauces 4, norte de Guayaquil.

Alrededor, sus compañeros de la Corporación de Reyes latinos y Reinas latinas del Ecuador (Latin King) observaban cómo plasmaba su arte, ese que sería el obsequio para el ministro de Cultura y Patrimonio, Guillaume Long, quien ayer cumplió una agenda en el puerto principal.

La última actividad que realizó fue el encuentro con esta agrupación y en su discurso habló de su compromiso en su gestión como titular del Ministerio, el cual se centrará en brindar espacio para todos, en especial para los jóvenes y quienes han sido invisibilizados.

Publicidad

“Nosotros no queremos guiar a nadie hacia ningún sendero, sino acompañar las expresiones espontáneas y culturales de los jóvenes”, afirmó Long, y señaló que los miembros de dicho grupo “se dedican a actividades culturales, a ser más pacíficos y a la convivencia en los barrios”.

“El Ministerio de Cultura y Patrimonio no hace arte, suscita la creatividad prestando su apoyo, a veces económico, a través de herramientas o instalaciones, defendiendo siempre los espacios públicos”, añadió.

Una camiseta amarilla con el rostro del ministro le fue entregada por parte de Juan , líder de la corporación.

Publicidad

Junto al arte que trabajaba Luis estaba la bandera de los Latin King, y el secretario de Estado, después de ponerse la camiseta, escuchó la explicación que Juan le hizo acerca del significado de las imágenes de este símbolo. (I)