India vivió ayer con expectativa la retransmisión en directo por las televisiones locales. Desde el Centro Espacial Satish Dhawan, en Sriharikota, en el sureño estado de Andhra Pradesh, se realizó el lanzamiento del primer satélite indio al planeta Marte.

“Ha despegado”, anunció un comentarista en la televisión pública, cuando a las 09:08 el cohete rojo y negro abandonaba la plataforma de lanzamiento en Sriharikota, en la bahía de Bengala, a unos 80 km al noreste de Chennai (Madrás), en el sur del país.

La nave, llamada Mangalyaan (que significa “Nave de Marte” en hindú), de 1.350 kilos de peso, debe viajar 780 millones de kilómetros (485 millones de millas) durante 300 días para llegar a Marte en septiembre del próximo año.

Esta misión a Marte, iniciada en el 2012, tiene un costo de 72 millones de dólares.