Los restaurantes de Guayaquil lucieron llenos desde la mañana de este domingo 19 de junio por la celebración del Día del Padre. En la zona céntrica de la ciudad todos los locales atendían a las familias que desde temprano llegaron a desayunar y pasear.

Unas horas después, en la calle Panamá, los restaurantes de esa zona atendían a las decenas de familias que llegaron a comer por la fecha.

Las mesas estaban llenas y había algunas familias esperando para almorzar. Los dueños de los locales contaron que incluso pidieron a sus familias que fueran a ayudar porque tenían muchos clientes.

En los patios de comida del malecón Simón Bolívar también había familias comiendo, luego de almorzar paseaban por el sitio.

Publicidad

Otras familias aprovecharon que algunos hoteles de Guayaquil prepararon un menú especial para papá. Los salones de los hoteles también estuvieron llenos de familias.

Estos establecimientos incluso ofrecieron menús para llevar a los integrantes de las familias que prefirieron quedarse en casa.

Actividades en los cementerios

Los cementerios también estuvieron llenos desde la mañana de este domingo.

En el cementerio patrimonial de Guayaquil, ubicado en el centro de la urbe, cientos de personas llegaron con arreglos florales para colocar en las bóvedas de sus padres fallecidos. Hubo una misa campal y algunas familias aprovecharon la visita para limpiar las tumbas y adornar las lápidas.

Publicidad

Al Cementerio General muchas familias llegaron este domingo a  visitar a los papás que ya no están. FOTO Jorge Guzmán  Foto: El Universo

En el cementerio Jardines de Esperanza, ubicado en la avenida Felipe Pezo, también se organizó varias actividades. Hubo dos eucaristías con la presencia del arzobispo de Guayaquil, monseñor Luis Cabrera.

Quienes acudieron para visitar a los suyos también disfrutaron de una serenata en vivo, del lanzamiento de globos que se realizaría a las 16:00 e incluso se alistó un espacio dedicado a los niños.

En el Panteón Metropolitano también hubo misa, música en vivo y un muro del recuerdo para recordar a los que ya no están. (I)