Fundación Cariño atendió a 7.000 niños con desnutrición

Fundación Cariño atendió a 7.000 niños con desnutrición
Una niña juega en la Fundación Cariño, que atiende a niños con desnutrición y que conmemoró el 3 de agosto 40 años de atención.
Juana von Buchwald
6 de Agosto, 2018
6 Ago 2018

Olga Moreira Ruiz aprendió que los azúcares no nutren a su hijo Zadquiel, de 1 año y 11 meses, pues tenía bajo peso para su edad. Hace cuatro meses lo llevó por primera vez a Fundación Cariño, donde le explicaron que debía reemplazar la leche y los cereales azucarados por otros sin azúcar y en su lugar endulzar con miel de abeja. Allí también aprendió sobre motricidad fina y cómo jugar a llenar un tarro con lentejas puede ser de gran ayuda para el desarrollo físico de su hijo.

Hoy Olga ya casi no puede levantar a su hijo en brazos y eso la alegra porque ha aumentado su peso y se recupera de una desnutrición.

Zadquiel es uno de los 7.000 niños que ha atendido la Fundación Cariño en los 40 años que lleva ayudando a menores con desnutrición, una atención que es necesaria porque según la Encuesta de Condiciones de Vida del 2014, en Ecuador 24 de cada 100 niños tiene desnutrición crónica.

Érika Aguirre, pediatra de Fundación Cariño, que estuvo de aniversario el 3 de agosto, explica que la rehabilitación de un niño con desnutrición abarca casi un año. Durante los primeros seis meses se los evalúa y se les enseña a las familias cómo alimentarlos, además se les controla el peso y luego se les hace un seguimiento.

La especialista aclara que no siempre la desnutrición está asociada a la falta de recursos, porque ha observado que hay niños con esta enfermedad en diferentes estratos sociales.

Los productos industrializados y la comodidad suelen ser el principal problema.

Por esa razón, en la Fundación Cariño los padres escuchan charlas. Este trabajo es en equipo: los padres y la entidad, de lo contrario no funciona, así lo resalta Iralda Meza, presidenta de Fundación Cariño, quien añade que hay dos secciones en la cooperativa Autoridad Portuaria, manzana 5, solar 1, atrás del Mall del Sur. Prematernal atiende a 15 menores de 2 años y maternal a 17 niños mayores de 2.

Varios juegos comparte la parvularia Elena Naranjo con los niños en Fundación Cariño

En cada área hay una parvularia, Sofía Fiallos ayuda a los más pequeños a alimentarse, mientras Elena Naranjo los guía con la pintura y recortes para mejorar su motricidad fina.

La parvularia Sofía Fiallos alimenta a una de las niñas en la Fundación Cariño

La parvularia Elena Naranjo comenzó a trabajar con la fundación este año y ha sido satisfactorio para ella ver que los niños que han llegado con bajo peso se han recuperado y que reciben sus colaciones y refuerzos como también atención psicológica y física. “Se ha logrado que muchos que tenían dificultades para hablar puedan decir sus primeras palabras”.

Y es que la nutrición está estrechamente relacionada con el aprendizaje. La pediatra Aguirre explica que por eso los primeros 1.000 días de un niño su alimentación debe ser óptima para que sea un adulto saludable.

Las voluntarias de Fundación Cariño durante una de las sesiones para conmemorar sus 40 años de creación.

Este es precisamente uno de los retos que enfrentan las voluntarias de Fundación Cariño. La trabajadora social Mariana de Córdova explica que la cultura alimenticia de los padres a veces les hace creer que una sopa de arroz ya es suficiente y no es así. Aguirre recalca que es importante que los niños reciban 5 comidas: desayuno, colación, almuerzo, colación y merienda. Además enfatiza que la colación debe ser completa y eso incluye que tenga carbohidratos, proteinas y frutas. Este es el menú que preparan con dedicación Celeste Aragundi y Flor Sornoza asesoradas por una nutricionista. Ambas trabajan desde hace más de dos décadas en la institución y se han capacitado asistiendo a talleres sobre alimentación saludable.

Otro de los retos ha sido mantener su atención durante estos 40 años. La fundación Cariño tuvo dificultades a principios de este año para continuar funcionando debido a la falta de recursos económicos. Las voluntarias agradecen la ayuda del municipio de Guayaquil que este año renovó el convenio con la institución y gracias a ese aporte que representa el 80% de sus ingresos la fundación puede continuar su trabajo. (I)

3.500
Familias se han beneficiado de la atención que da Fundación Cariño a niños con desnutrición.

Para contribuciones

Teléfono: (+593-4) 2543181

Correo electrónico: info@fundacioncarino.ong

 

 

Fundación Cariño atendió a 7.000 niños con desnutrición
Comunidad
2018-08-06T14:58:44-05:00
La especialista aclara que no siempre la desnutrición está asociada a la falta de recursos.
El Universo