Después de que surgieron varios testimonios que denuncian una cultura laboral "tóxica", acoso profesional y racismo en el equipo de trabajo de 'The Ellen DeGeneres Show', la compañía WarnerMedia contrató los servicios de una investigación independiente para el programa.

En Estados Unidos, este TV show, conducido por por DeGeneres desde 2003, se ha convertido en uno de los más vistos. Su popularidad también ha traspasado fronteras y muchos lo siguen desde otras partes del mundo, según una publicación de El Tiempo.

La revista Variety, de forma exclusiva, informó que varios trabajadores del programa recibieron un comunicado en el que se indica que se desarrollarán entrevistas a los miembros del equipo. Esta información luego fue confirmada por prensa especializada.

Desde hace mucho tiempo han salido a la luz comentarios sobre el trato a quienes son parte del programa de DeGeneres, quien a pesar de su carisma y fama ha recibido acusaciones por algunos de sus invitados, quienes han manifestado que tuvieron un trato frío y descortés de su parte.

La noticia llega semanas después de que el diario digital BuzzFeed publicara un reportaje en el que se acusaba al equipo de producción de "racismo" y "cultura de trabajo tóxica".

En el texto se citaban casos de comentarios inapropiados y una dinámica de "miedo" en el que los empleados recibirían represalias al tomar días libres por problemas médicos o familiares, entre otros ejemplos.

En un comunicado posterior, los productores del formato indicaron que "la responsabilidad del día a día del show de Ellen depende completamente" de ellos.

"Nos tomamos todo esto muy en serio y nos damos cuenta, como muchas otras personas en el mundo, de que tenemos que hacerlo mejor, estamos comprometidos a hacerlo mejor y lo haremos mejor", afirmaron.

En redes sociales y otros espacios también se ha comentado que la comediante y presentadora es una persona complicada fuera de las cámaras, generando tensión entre quienes laboran en el TV show. (I)