Hoy cumple 53 años. Se los celebrarán, dice, en Ecuavisa durante el programa En contacto, espacio matinal en el que participa desde hace dos semanas como invitada contratada –recalca– hasta el retorno de Gabriela Pazmiño de Bucaram, quien está de vacaciones.

Marián Sabaté, quien hasta hace unos meses fue parte de RTS con el espacio de farándula Intrusos, afirma que este tiempo en el Canal del Cerro le ha servido para recordar su época en Aló qué tal, revista televisiva en la que el contenido era variado y las noticias de farándula no eran la temática principal.

“Fui contratada por los quince días, yo no he hablado más que con Betty Mata (productora de En contacto), quien me ha dicho que estaría feliz si fuera parte del programa (...) pero en los canales de televisión las decisiones se toman en comités y en directivas y donde manda capitán no manda marinero, y la propuesta de Ecuavisa fue solo de dos semanas”, recalca Sabaté.

Nuevos proyectos

Con una carrera de más de 30 años en la pantalla chica, la reina de la prensa rosa reconoce que las nuevas audiencias buscan contenido en plataformas digitales y ese es el escenario al que migrará.

Publicidad

“Roma TV es una productora completa que he puesto con Rocío Dunn, que da su servicio a todo el mundo pero a la vez vamos a hacer una tira, de lunes a domingo diaria, de programas que los vamos a hacer por YouTube, Facebook Live, que quedarán colgados”, detalla Sabaté.

Esta propuesta –aclara– tendrá contenido de deportes, cocina, de variedades, de noticias. “Habrá absolutamente todo, como un canal de televisión pero por redes”, explica sobre este proyecto en el que aparecerá también con un programa de variedad con concursos denominado Amigos de miércoles, que se estrenará el próximo 9 de octubre.

En su nueva plataforma -agrega- tendrá a talentos de pantalla como Gustavo Navarro y Eduardo Andrade, quien tendrá un espacio sobre los participantes de realities televisivos.

Sabaté, quien ha participado en las parodias digitales Farándula de papel, que encabeza Efraín Ruales, de Ecuavisa, asegura también que estas caracterizaciones no la incomodan.

“Yo cuando trabajaba en Aló qué tal, David Reinoso hacía de Marión Zapatier, Sofía Caiche hizo de Charián. Yo siento que si te imitan es porque eres importante (...) y los reporteros de farándula, que yo también hago farándula, no se pueden sentir intocables”. (E)