Las Spice Girls se alistan para un nuevo tour. Darán 13 conciertos en Reino Unido, donde se reunirán con sus fieles seguidores, que agotaron las entradas en cuestión de horas. Y eso pese a que la popular Victoria Beckham no estará en los escenarios junto a Emma Bunton, Melanie Chisholm, Melanie Brown y Geri Halliwell.

Después de llegar a la cumbre del éxito con el grupo, Beckham no tuvo suerte como solista; la madre de cuatro hijos dejó la música y ahora hace millones de dólares con sus diseños de moda. Pero las otras chicas tuvieron suertes distintas.

Chisholm –la voz más reconocible del quinteto– es la que mejor racha ha tenido. Acumula ocho discos: el primero Northern Star lo grabó en 1999, cuando aún formaba parte de la agrupación. Ha colaborado con artistas de la talla de Bryan Adams con el que lanzó el tema When You’re Gone. Madre de una niña, ha cumplido giras en Europa y Norteamérica.

Publicidad

Halliwell era considerada la líder de la agrupación, pero la abandonó prematuramente en 1998; un año después lanzó Schizophonic, el primero de tres discos en solitario. Scream If You Wanna Go Faster (2001), el segundo, contuvo una nueva versión del clásico It’s Raining Men, de gran éxito que además fue parte del soundtrack de la cinta El diario de Bridget Jones. Passion (2005), su última producción no tuvo gran salida. La también escritora es madre de dos pequeñas y está casada con Christian Horner, un expiloto inglés de automovilismo.

Bunton tiene cuatro discos lanzados entre 2001 y este año. Su música ha tenido reconocimiento en su país, pero ella se ha decantado por ser presentadora de radio. Tiene dos hijos y es pareja de Jade Jones, líder de la banda Damage.

Brown es la más polémica. Es mamá de tres niñas, una con Eddie Murphy. Perdió parte de su fortuna por los extravagantes regalos que le hacía a su exmarido Stephen Belafonte, quien la maltrataba. Tiene dos discos que no han tenido mucha repercusión, sin embargo, halló gran aceptación como jueza de The X Factor. (I)