Mary-Sophie Harvey sufrió una pesadilla muy real durante la última noche de los Mundiales de natación de Budapest. La canadiense, según publicó en sus redes sociales, fue drogada durante la celebración de la medalla de bronce conseguida en el 4x200 libres, publica el portal Antena3 de España.

La nadadora dio a entender que alguien manipuló su bebida y mostró los moratones resultantes de una noche en la que perdió la conciencia de lo que sucedía a su alrededor. Harvey admitió haber tenido dudas sobre hacer público este incidente, pero acabó eligiendo “ser transparente”.

“Sentía como si el cuerpo en el que estaba no fuera el mío y todavía lo siento así. Regresé a casa y encontré docenas de moratones en mi cuerpo. Algunos de mis amigos me dijeron después que tuvieron que cargar conmigo cuando estaba inconsciente y eso probablemente explica el por qué”, relató Harvey.

Foto: Tomada la cuenta de Twitter de @marysophieharvey

La canadiense también sufrió contusiones en una costilla y una ligera conmoción cerebral, denunciando que estos hechos son más habituales “de lo que uno piensa”.

Publicidad

“Desgraciadamente, estos hechos suceden más de lo que uno piensa. Se ha producido un peligroso incremento de casos registrados durante los últimos años, pero todavía no se habla lo suficiente”, expuso.

Investigación

En un comunicado transmitido a la AFP, la FINA dijo estar “profundamente preocupada” por el “bienestar” de la nadadora y afirmó estar en contacto con la Federación Canadiense de Natación y con el Comité de Organización húngaro.

“Se ha nombrado un agente independiente, que está investigando. La FINA suministrará informaciones actualizadas en el momento adecuado”, precisa la instancia, que recuerda que aprobó en 2021 medidas destinadas a proteger a los nadadores. (D)