El irregular momento que atraviesa Macará en la primera etapa de la LigaPro 2022 desató un malestar en sus hinchas. La derrota (1-0) del pasado lunes ante Independiente del Valle en el estadio Bellavista de Ambato provocó que sus seguidores pidieran la salida de jugadores, cuerpo técnico y directiva.

“Que se vayan todos; que no quede ni uno solo”. Esas fueron las frases durante el cántico en los exteriores del Bellavista luego de perder ante los rayados del valle, que los relegó a la decimocuarta posición de la tabla de posiciones; se quedaron con 9 puntos.

De los doce partidos que se han jugado en la LigaPro solo han ganado dos, empatado tres y perdido siete. Apenas han marcado seis anotaciones y recibido catorce. Esto ratifica que es la escuadra que menos goles ha convertido. Lleva siete encuentros sin conocer la victoria, su último triunfo (2-0) fue el 20 de marzo de local sobre Guayaquil City.

Para esta campaña, la directiva de Macará, liderada por el empresario Miller Salazar, fichó a 16 elementos con el visto bueno del entrenador ecuatoriano Paúl Vélez, pero ninguno ha despuntado y, por ahora, se ve imposible que clasifiquen a la Copa Libertadores –torneo en el que participó por primera vez en el 2018 y también actuó en el 2020– o la Sudamericana, que jugó en el 2019 y 2021.

Publicidad

Lejos están de repetir su última gran presentación que fue en el 2019. En esa campaña cerró su participación como superlíder del campeonato nacional con 62 puntos en la tabla general de posiciones. Sus escoltas fueron Barcelona (55) y U. Católica (53).

En esa edición del torneo, que arrancó desde los cuartos de final, los celestes eliminaron a Emelec –en el marcador global quedaron empatados a 3, pero por su mejor posición en la acumulada avanzó– y en las semifinales no lograron superar al Delfín del técnico argentino Fabián Bustos, que los derrotó por 2-3. (D)