En el Manchester United la noticia del malestar de Cristiano Ronaldo con la política de fichajes ha caído como una losa. Tal y como informó el Diario AS, el portugués está preparado para dar el paso y abandonar el club, que no disputará la Champions la próxima temporada, ante la falta de fichajes de primer nivel que den un nuevo aire al equipo. La situación empeora si además se tiene en cuenta que sus rivales han realizado ya incorporaciones de primer nivel.

Ante esta situación, el United estaría a punto de realizar una contratación que podría resultar clave. Tom Keane, abogado y hermano de Michael Keane, defensa del Everton, llegaría al club como responsable del área de fichajes en sustitución de Matt Judge.

El club confía en que Keane pueda dar un vuelvo al paupérrimo mercado del United hasta el momento y pueda así hacer cambiar de idea al portugués. Los diablos rojos tienen como principales objetivos al azulgrana Frenkie De Jong y a Christian Eriksen. En el caso del danés parece que terminarán por llevarse el gato al agua, pero no está tan claro con el neerlandés, el gran deseado por Ten Hag y el hombre que daría un nuevo impulso a la ilusión en torno a la nueva temporada en Old Trafford.

(D)