El exjugador del Atlético de Madrid B, de España, el uruguayo Nicolás Schiappacasse fue detenido por la policía por portar un arma cuando se dirigía al partido entre Peñarol y Nacional.

El vehículo en el que iba fue detenido en un control rutinario, pero la actitud nerviosa y sospechosa del futbolista, según informan medios uruguayos, llevó a la incautación de una pistola de 9 milímetros y ocho municiones, publicó el diario español Marca.

El jugador, cuyo pase pertenece al club Sassuolo, de Italia, y juega a préstamo en el Peñarol, habría declarado a la policía que el arma era una entrega que debía realizar a alguien dentro del estadio. El control policial, efectuado precisamente para evitar incidentes entre aficiones rivales en el encuentro, sirvió para interceptar el arma y detener al futbolista. Los cuatro ocupantes del vehículo se encuentran detenidos y se encontró también una pastilla estupefaciente.

El delantero uruguayo, que sufrió una lesión y no iba a poder jugar ese partido, declaró que el arma era “una entrega para la hinchada, para ingresar al estadio, pero no sabía a quién debía dársela” tal y como pudieron captar las cámaras de Telemundo.

Publicidad

Schiappacasse llegó al Atlético en 2016, jugó en su cantera y no llegó a debutar con el primer equipo. En 2020, tras varias cesiones, salió con destino Italia para vestir los colores del Sassuolo, que lo cedió a Peñarol.

Declaró ante fiscal

Por su parte, diario El País, de Uruguay, detalló que el jugador llegó sobre este mediodía a declarar ante la fiscal de Maldonado Carolina Dean.

Fuentes de Fiscalía indicaron a El País que este viernes se concretará la audiencia de formalización.

Antes de su llegada, arribaron a declarar el conductor del vehículo en el que viajaban, un joven de 22 años, poseedor de antecedentes penales. También una de las dos jóvenes de 22 años y 18 años que también iban de acompañantes.

Fuentes de Fiscalía indicaron a El País que el jugador intentó descartar el arma cuando vio a la Policía. ”Si las cosas son como se describen, nosotros sabemos que el jugador a Peñarol no vuelve y no vamos a dudar un segundo porque además es momento de bajar ese tipo de mensaje. Hoy no puedo asegurarte nada hasta no saber qué pasó. Tenemos que entender bien cómo fueron los hechos”, declaró el presidente de Peñarol, Ignacio Ruglio. (D)