En el marco del juicio contra el futbolista Dani Alves, actualmente en prisión provisional (desde el 20 de enero), Joana Sanz, su esposa, se presentará como testigo en el proceso que se llevará a cabo del 5 al 7 del próximo mes en la Audiencia de Barcelona.

La acusación se basa en la denuncia de una mujer que afirma haber sido agredida sexualmente por Alves en los baños de la discoteca Sutton de Barcelona la noche del 30 de diciembre de 2022.

Dani Alves está desesperado y cambia su versión en el caso de agresión sexual a una joven en Barcelona: ¿qué dijo?

A pesar de los rumores iniciales sobre un posible divorcio, Joana Sanz, según información de El Periódico, testificará a propuesta de la defensa del jugador brasileño.

Publicidad

La modelo, quien ha atravesado un año especialmente difícil al perder a su madre por cáncer poco antes del arresto de su esposo, ha demostrado su apoyo visitándolo en varias ocasiones en el módulo de Brians 2, publica diario AS.

Papá de Neymar apoya a Dani Alves con una fuerte suma de dinero para el juicio por agresión sexual

Una treintena de testigos

La tinerfeña será parte de la treintena de testigos que declararán en el tribunal, donde la Fiscalía solicitará para el que fuera jugador del Barcelona nueve años de prisión por el delito de agresión sexual con penetración (violación), mientras que Ester García, la abogada de la víctima, solicita doce, la pena máxima.

Por su parte, Inés Guardiola, la letrada del brasileño, mantiene que las relaciones sexuales fueron consentidas, por lo que solicita la absolución del futbolista, quien, sin embargo, había dado otras versiones de los hechos.

Publicidad

Además de Joana Sanz, por la Audiencia pasarán también la presunta víctima y su madre, y la prima y la amiga que la acompañaron a la discoteca Sutton, así como los agentes de los Mossos d’Esquadra que se encargaron de la investigación. (D)