En Stamford Bridge, los aficionados que desafiaron a la intensa lluvia y los telespectadores que vieron el duelo por televisión fueron testigos de un espectáculo de gran calidad, con ocasiones de gol, alternativas en el marcador y suspense hasta el final, ya que el 4-4 llegó en el descuento a favor del Chelsea, que recibió al Manchester City.

Gracias al punto sumado en Stamford Bridge en un espectacular partido contra el Chelsea, el Manchester City se mantiene líder en solitario de la Premier League, con el Liverpool segundo tras vencer por 3-0 el domingo al Brentford en la jornada número doce. El ecuatoriano Moisés Caicedo fue reemplazado en el minuto 90.

¡Un duelo lleno de emociones! Con Moisés Caicedo como titular, Chelsea y Manchester City igualan a 4 goles por la Premier League

Abrió el marcador el noruego Erling Haaland a los 25 minutos, transformando un penal cometido por el español Marc Cucurella sobre el propio delantero nórdico. El Chelsea remontó con goles del brasileño Thiago Silva, de potente cabezazo en un córner (29), y Raheem Sterling, que marcó contra su exequipo con un remate desde el área pequeña a centro de Reece James (35).

Publicidad

Félix Sánchez Bas ya cuenta con el reemplazo del lesionado Jhoanner Chávez en Ecuador, ¿de quién se trata?

Justo antes del descanso, el defensa suizo Manuel Akanji logró la igualada con otro cabezazo (45) y Haaland volvió a poner por delante al City rematando desde la línea de gol un centro del argentino Julián Álvarez (47). El City perdonó un par de ocasiones claras y el senegalés Nicolas Jackson logró el 3-3 aprovechando un rechace de Ederson. Rodri Hernández pudo sentenciar para el equipo de Pep Guardiola con un zurdazo desde la frontal a falta de cuatro minutos para el final (86), pero Cole Palmer, otro exjugador del City, hizo el empate final al transformar un penal en el descuento (90+5).

Así destacaron varios diarios de Inglaterra el extraordinario partido dominical que tuvo ocho goles e incesantes momentos de emoción.

¿Que dijo Eduardo Coudet, técnico del Inter de Porto Alegre, sobre la lesión de Enner Valencia?

The Sun: “Ha habido más de 12.000 partidos en la Premier League y pocos de ellos han capturado mejor el alegre y vertiginoso caos de la competición. Cole Palmer, a quien Pep Guardiola le permitió abandonar el Manchester City este verano, anotó un penal en el tiempo de descuento: el tercer empate del Chelsea en una tarde maníaca y magnífica. Si alguna vez pudiste decir con seriedad que ‘el fútbol fue el ganador’, entonces fue aquí. Con un elenco de músicos de talla mundial, compitiendo a un ritmo e intensidad vertiginosos, era como si Tchaikovsky hubiera compuesto una melodía de thrash-metal en nombre de una orquesta sinfónica”.

Publicidad

The Guardian: “La respuesta del Chelsea estuvo llena de personalidad. Ellos trajeron intensidad desde el principio, moviendo el balón con rapidez e inteligencia. ‘Bueno, Cole Palmer. ¿Cómo están tus nervios?’. La pregunta surgió en el tiempo de descuento, al final de un anuncio sin aliento sobre el atractivo global de la Premier League. El Manchester City ganaba 4-3, pero el jugador que vendió al Chelsea en agosto se enfrentó al cobro de un penal. La espera pareció prolongarse por una eternidad. Pero cuando Palmer dio un paso al frente no cometió ningún error y anotó por cuarta vez con los colores del Chelsea. Pep Guardiola había dicho que a los clubes realmente grandes no les importaba a quién vendían. ¿Había tentado al destino?”.

Daily Mirror: “El Chelsea muestra una nueva cara del plan de Mauricio Pochettino que el Manchester City no esperaba. El Chelsea estuvo atrás ante el Manchester City tres veces en un partido histórico en Stamford Bridge, pero se ganó una parte del botín gracias al penal de Cole Palmer en el tiempo de descuento contra su antiguo club. Es difícil imaginar que se pueda vivir semejante dramatismo y emoción en cualquier otro lugar que no sea la Premier League, ya que el City estaba estancado no solo en el campo, sino también en la carrera por el título. Los actuales campeones de Guardiola siguen en la cima, pero perdieron la oportunidad de tener tres puntos de ventaja y definitivamente no van a salirse con la suya esta temporada en lo que podría ser una carrera por el título de cuatro caballos: Arsenal, Liverpool y posiblemente Tottenham”.

Publicidad

The Daily Telegraph: “Cole Palmer niega al Manchester City el triunfo en un clásico de la Premier League y demuestra que Pep Guardiola está equivocado. Chelsea produjo su mejor actuación de la campaña, en el partido de la temporada de la Premier League, para forjar lo que fue un clásico de todos los tiempos, ya que finalmente se enfrentó al campeón Manchester City. Si bien gran parte del análisis posterior al partido se centrará nuevamente en el tema candente del penal del VAR con el que el City abrió el caótico marcador, la conclusión más importante será si Pep Guardiola cometió un error al permitir que Cole Palmer se fuera. El juego fue de extremo a extremo, más parecido al básquet que al fútbol; otro partido en lo más alto de la cartelera en lo que respecta a la exhibición de la Premier League”.

Daily Express: “Chelsea se defendió tres veces abajo en el marcador contra el campeón Manchester City en un inolvidable empate 4-4 en Stamford Bridge. Fue un emocionante thriller de domingo. Chelsea se recuperó de una posición perdedora tres veces para salvar un empate con un final sensacional. Erling Haaland marcó dos goles para los visitantes junto con Manuel Akanji, pero los goles de Thiago Silva, Raheem Sterling y Nicolas Jackson subrayaron el espíritu de lucha del equipo de Mauricio Pochettino. Un disparo desviado de Rodri parecía que le arrebataría los tres puntos al Chelsea (pudo ser el 5-3 definitivo), pero Cole Palmer apareció para sorprender a su antiguo club con un penal en el tiempo de descuento”.

Daily Star: “Los aficionados de la Premier League elogian el ‘entretenimiento garantizado’ con el Chelsea en otro partido loco. Este es el extraño y estrafalario mundo de la máxima categoría inglesa. Hubo controles del VAR, muchos goles mientras los dos equipos ofrecían a los espectadores un escaparate similar al Thriller en Manila (la tercera y última pelea entre Muhammad Ali y Joe Frazier, en 1975). Los fanáticos de la Premier League dicen que el entretenimiento está garantizado cada vez que el Chelsea pone un pie en el campo, ya que produjeron un gran partido contra el Manchester City”. (D)