Dos meses después de quedar fuera del Mundial de Qatar 2022, fracaso tras el cual la Asociación Nacional de Fútbol Profesional (ANFP) despidió al técnico uruguayo Martín Lasarte, el 11 de mayo pasado la dirigencia chilena presentó contra Ecuador una denuncia ante la FIFA con la que esperan “meterse por la ventana” en la Copa del Mundo (un método que no es nuevo para el balompié araucano, pero que, usado en dos ocasiones, rumbo a Italia 1990 y Rusia 2018, no les ha servido).

Si antes fue el corte que se hizo el arquero Roberto Rojas para tratar de ganar en 1989 los puntos ante Brasil (el fallido intento de estafa fue descubierto y les costó quedar fuera de Italia 1990 y de Estados Unidos 1994), y luego el reclamo por la alineación indebida de un jugador de la selección de Bolivia (que perdió los puntos, pero la demanda de Chile benefició de rebote a Perú, que fue a Rusia 2018), ahora la pretensión de clasificación de la Roja en el tapete se da por vía de Byron Castillo.

El juez Ronald Guerrero Cruz, de la Unidad Judicial Norte 2 Penal, con sede en Guayaquil, declaró el 28 de enero del 2021 procedente el habeas data que presentó Byron David Castillo Segura y ordenó, en oficio del 25 de febrero de ese año, dirigido al Registro Civil del Ecuador, que inscriba al futbolista como ciudadano ecuatoriano. Es decir, para todos los efectos, Castillo, por orden del Poder Judicial, es ecuatoriano.

Sin embargo, Chile se quejó ante la FIFA por presuntas irregularidades en la nacionalidad del futbolista del Barcelona SC y de la Selección. El ente rector del balompié mundial abrió un expediente y analiza ahora el caso. Desde un punto de vista académico, el abogado venezolano Antonio Quintero (36 años) fue entrevistado por el canal France24 para que opine sobre el tema. El especialista en Derecho Internacional Deportivo dijo que, en caso de existir un castigo, “no necesariamente” sería la expulsión de la Tri del torneo.

Publicidad

En charla con Diario EL UNIVERSO, Quintero dijo que los chilenos “tienen pocas posibilidades de ganar la demanda, y que hay muchos obstáculos, empezando por el hecho de que un tribunal de Ecuador declaró que Byron Castillo es ecuatoriano. La FIFA no tiene cómo cuestionar lo actuado por las autoridades del país”.

El también máster en Gestión Deportiva explicó que la apertura del expediente no es otra cosa que la aceptación del proceso por parte de la FIFA, pero aquello no implica que se le vaya a dar la razón a Chile. Ve como una opción muy remota que Ecuador no vaya al Mundial y que el cupo de la Tricolor sea otorgado a los araucanos.

¿Qué posibilidad hay de que la FIFA emita un fallo a favor de Chile?

Para ser honesto, hay una pequeña pero muy pequeña posibilidad. Digamos que es poco probable, pero no imposible. Chile dice que Byron Castillo falsificó documentos y, en ese sentido, está tratando de utilizar esto para que se sancione a Ecuador y puedan entrar ellos al Mundial. Esto tiene muchos obstáculos en la vía. No es una protesta por un partido, y no es la primera vez que se cuestiona a Castillo; ya en un torneo menor también lo denunciaron. No conozco a profundidad el caso de él, pero tiene una resolución de un tribunal de Ecuador declarando que es ecuatoriano. Entonces, el primer obstáculo que enfrenta Chile es probar que en efecto Castillo no es ecuatoriano; y es difícil, porque hay una sentencia de un tribunal que afirma que es de ese país. ¿Quién es Chile o la FIFA para decir que un papel de Ecuador no es correcto? No tienen la jurisdicción correspondiente.

Publicidad

¿Qué otros obstáculos legales tiene que superar la demanda de la dirigencia de Chile?

Lo primero que debes probar en un proceso legal son tus aseveraciones, y luego obtener la consecuencia jurídica que se quiere. Si esto fuera por la protesta de un partido (alineación indebida), el resultado sería lo que Chile quiere: que se declare perdido el juego y recibir los puntos. Pero ellos no protestan el partido, utilizan otra figura que no tiene un resultado jurídico claro como tal. Incluso probando que Castillo no es ecuatoriano, todavía con eso no lograrían su objetivo, porque una cuestión es Castillo y otra la selección ecuatoriana de fútbol. Y, en el supuesto de que Castillo no sea ecuatoriano y haya engañado a Chile, también lo pudo haber hecho a Ecuador, y no necesariamente Ecuador es culpable de esto. Una sanción contra Ecuador de sacarlo del Mundial sería desproporcionada.

Vamos a otro escenario: en el caso de que los chilenos probaran que el futbolista tiene otra nacionalidad y que la FEF no hizo nada, en el reglamento no se dice que el favorecido sería el país que denuncia. Incluso si esto se llegara a probar, no necesariamente será Chile el que vaya al Mundial. Además, la sanción para Ecuador podría ser económica y no saldría del Mundial. A pesar de que hay presión para que se resuelva lo más pronto, este es un caso que no debería decidirse rápido. De darse un castigo, Ecuador puede apelar y pedir que se detenga la sanción; y, lo mismo, recurrir al TAS (por las siglas en francés de Tribunal de Arbitraje Deportivo). Esto es otro factor en contra de Chile.

¿Abrir un expediente es darle la razón a Chile?

Publicidad

No, es un paso normal a seguir. Lo que llama la atención es que se haya hecho público (anunciar la acción). Pero la FIFA abre procesos disciplinarios a diario; abrir un expediente es algo normal. Lo importante aquí es que lo publicaron, lo que significa que la FIFA le está dando preponderancia y no está diciendo que es cualquier cosa. Tampoco dice que Chile tenga la razón.

Gerardo Acosta, abogado paraguayo y exmiembro del TAS, dijo que Ecuador “actuó de buena fe” porque Castillo no fue convocado a la Selección hasta que hubo un dictamen judicial sobre la nacionalidad del jugador. ¿Esto también puede ser algo favorable para Ecuador?

Claro, Castillo no jugó toda la eliminatoria (a Qatar 2022) y lo hizo después del fallo de un tribunal (que ordenó al Registro Civil que lo inscribiera como ecuatoriano). Por eso digo que es un gran escollo para Chile, porque ellos argumentan que (los del jugador) son documentos falsos, pero para Ecuador el caso es cosa juzgada. Es decir, esto se decidió y ya no se puede revisar. Es complicado que la FIFA trate de decidir si un documento es falso por encima de una decisión ya tomada. Si le llegan a dar la razón a Chile, habrá que ver qué vuelta le encontraron a este problema, porque, de buenas a primeras, yo no la encuentro.

Expertos jurídicos de Perú, por ejemplo, señalan que el reclamo de Chile no pasará porque es extemporáneo...

No, Chile no está protestando por un partido; está haciendo una denuncia por una convocatoria (supuestamente indebida), y se la puede hacer en cualquier momento. Por ello, la FIFA abrió el expediente; si no, no lo habría hecho. Insisto, es poco probable que pase el reclamo de Chile. (D)