Conor McGregor vuelve a estar en el ojo de la tormenta. Su nombre vuelve a ocupar las planillas de los medios, pero lejos de ser por su regreso al octógono de la UFC, se trata por una acusación de violación que habría tenido lugar durante las finales de la NBA entre Miami Heat y Denver Nuggets.

Tras golpear a la mascota de Miami Heat, Conor McGregor es acusado por una mujer de agresión sexual durante las finales de la NBA y la UFC lo investigará

Tal y como informaba TMZ en primera instancia, el irlandés fue denunciado por parte de una mujer por una supuesta agresión sexual durante la noche del cuarto partido de las finales, en Miami. Este la habría violado de forma “violenta” en el interior del baño de hombres, publica diario AS.

El patrón de la UFC se pronunció sobre la golpiza que le dio Conor McGregor a la mascota de Miami Heat de la NBA

Ahora, tal y como ha asegurado la abogada de la víctima, Ariel Mitchell, al tabloide británico Daily Mail, tanto ella como su cliente tuvieron una oferta para que no hablaran sobre lo acontecido: “La NBA nos ofreció $ 100.000 para mantener esto en secreto. Rescindieron la oferta cuando se supo la noticia”.

Publicidad

La NBA niega que ofreciera dinero

Sobre esta presunta oferta también se han pronunciado directamente desde la NBA por medio de Mike Bass, el director de Comunicaciones, quien a través de un escrito ha negado rotundamente que se le ofreciera dinero a la presunta víctima, catalogando la afirmación como “categóricamente falsa”.

Por su parte, Ariel Mitchell no solo acusó a la liga norteamericana, sino que también lo hizo a la franquicia de los Heat y a la Policía de Miami, señalando que “manejaron mal” las consecuencias de la presunta violación. Y es que además, en palabras a The US Sun, ha añadido que “no buscó el dinero”.

Además, dijo que “la seguridad se negó a dejar que la mujer saliera o a permitir que alguien más entrase al baño. Él metió la lengua en la boca de la víctima y la besó agresivamente”, y después la obligó, siempre presuntamente, a practicarle sexo oral e intentar penetrarla. (D)