A finales de julio, Liga de Quito estremeció el mercado de fichajes con el anuncio de la contratación del atacante Paolo Guerrero, mundialista con la selección de Perú.

Desde su llegada al equipo ecuatoriano, el apodado Depredador apenas ha marcado un gol y fue en Chile, en el triunfo de su actual equipo ante Ñublense, en la ida de los cuartos de final de la Copa Sudamericana.

El atacante, de 39 años, arribó procedente de Racing de Argentina, donde tuvo pocas oportunidades de ser titular con el técnico Fernando Gago.

Publicidad

Con respecto a esta situación, Ricardo Gareca, exseleccionador peruano, consideró que fue complicado para su expupilo estar en su mayor parte en la banca de suplentes.

“Paolo Guerrero siempre quiere jugar, en general a lo largo de su historia no le ha tocado estar en el banco de suplentes; no está acostumbrado a estar desde ese lugar; (Fernando) Gago debió tener todo armado”, precisó el apodado Tigre en conversación con radio La Red de Argentina. (D)