El atacante Paolo Guerrero se alista para jugar con Liga de Quito su segunda final, esta vez a nivel local y tras ganar la Copa Sudamericana en octubre. Este domingo (16:30) los albos visitan a Independiente del Valle en juego de ida por el título de la Liga Pro 2023, y lo más destacado por el peruano es “el ambiente tranquilo” del equipo y el “enfoque” en este nuevo objetivo.

El Depredador fue uno de los puntos altos de Liga en el título de la Sudamericana, con lo que se ganó la admiración entre la afición universitaria, cariño que es recíproco de parte del peruano, quien reveló tener ya la camiseta azucena “en el corazón”.

¿Nace una rivalidad? Independiente del Valle vs. Liga de Quito, el ‘clásico’ de los campeones sudamericanos

Le he tomado tanto cariño al equipo, a la gente, al club, a los compañeros, que rápidamente se pone la camiseta en el corazón, y eso es lindo. Pero lo más importante será retribuir ese cariño de la gente dentro del campo de juego, porque quieren ver a Liga ganando un título”, dijo Guerrero para el canal oficial de Liga.

Publicidad

Los albos trabajan en el complejo de Pomasqui, en el norte de Quito, donde a decir de Guerrero se vive un ambiente “tranquilo”, aunque reveló tener “ansiedad por el partido, de concentrar y que llegue el juego, pero hay que tomarlo con calma y prepararnos los días que quedan”, indicó.

“A lo largo de la temporada hemos tenido buen ambiente, y ahora estamos enfocados en el trabajo, que es intenso, serio, con mucha disciplina para preparar estas finales. Pensamos en la final de ida, pero estamos tranquilos”, apuntó.

¿Cuándo se juegan las finales de la Liga Pro 2023?

Liga llega en racha, con un total de trece partidos sin derrotas entre campeonato nacional y Sudamericana, incluido un empate ante el brasileño Fortaleza, ante el que definió el título sudamericano en la tanda de penales.

Publicidad

“Ha sido una linda campaña, pero ya pasamos lo de la Sudamericana. Fue lindo y hermoso, pero se vienen nuevos objetivos, con dos finales importantes”, comentó.

Del rival en las finales destacó su buen “nivel de juego” y la “buena tenencia de pelota”, fortalezas que “vamos a tener que contrarrestar y también aprovechar sus errores. Nos preparamos de la forma adecuada y lo más importante es lo que hagamos, la concentración que tengamos en los 90 minutos y ponerle intensidad al partido”, cerró el Depredador. (D)