Aunque Carlos Alfaro Moreno ha dicho que el directorio de Barcelona SC bajo ningún concepto ha puesto, de momento, en tela de juicio la continuidad de Fabián Bustos en el banquillo canario, una declaración del presidente este miércoles deja en el aire la permanencia entrenador argentino y su cuerpo técnico con vistas a la temporada 2022.

El principal de Barcelona SC enfatizó no estar satisfecho con el cierre de campaña 2021 del plantel, que terminó en el noveno puesto de la segunda fase de la LigaPro y cuarto en la tabla acumulada, por detrás de Universidad Católica, Independiente del Valle y Emelec.

“Los meses de octubre y noviembre fueron nefastos. Tuvimos un resultado saca técnico contra Delfín: 4 a 1 (en la ciudad de Manta); después perdimos en un partido malo frente a Aucas de visitante, perdimos un Clásico y luego perdimos de local contra Nueve de Octubre. Eso es obvio, claro. Lo dije en rueda de prensa: estoy amargado, estoy cabreado. (Pero) como presidente del club y como parte de la Secretaría Técnica tengo que tomar decisiones con cabeza fría y estar tranquilo”, manifestó en una entrevista con radio Caravana.

Asimismo, Alfaro Moreno repitió su discurso en el que dice que su objetivo y el de su administración es “ganar el campeonato financiero establecido” para intentar ordenar y sostener al club “de manera estable”.

Publicidad

“¿Usted cree que a mí me gustó cómo jugó Barcelona? ¿Cómo me va a gustar...?”, insistió el titular barcelonista.

Barcelona SC arrancó enchufado el segundo semestre del año con la clasificación a cuartos de final de Copa Libertadores a costa de Vélez Sarsfield, al que eliminó el 21 de julio con marcador global 3-2. Luego festejó tres victorias al hilo en el campeonato nacional, frente a Manta FC (de local), Técnico Universitario (de visitante) y Guayaquil City (de local). Y pese a que había cosechado un empate de visitante en cuartos de final de Copa Libertadores ante Fluminense, comenzó a desestabilizarse el conjunto conducido por Bustos cuando perdió contra Orense (de visitante), de nuevo por la Libertadores empató con Fluminense (de local), sucumbió frente a Liga de Quito (de local) y frente a Independiente del Valle (de visitante).

Retomó el camino de la victoria de manera parcial derrotando a Deportivo Cuenca (de local), recuperando ánimos para encarar las semifinales de la Libertadores en duelos con Flamengo.

Pero todo se frustró, porque ni en Río de Janeiro ni en Guayaquil los toreros conocieron el triunfo y se despidieron de la Copa con un global de 0-4.

De vuelta en el torneo local, Barcelona SC se levantó con triunfo sobre Mushuc Runa (de local), pero a continuación se vendrían semanas terroríficas para el técnico Bustos y sus dirigidos. Cayó por goleada ante Delfín (de visitante), perdió el Clásico del Astillero (de visitante), fue derrotado por Aucas (de visitante), sucumbió contra Nueve de Octubre (de local), y completó su participación con una victoria sobre Olmedo (de visitante) y empates con Universidad Católica (de local) y Macará (de visitante).

Es decir que Bustos, del 14 de julio al 28 de noviembre, en 21 encuentros entre LigaPro y Copa Libertadores, acumuló 10 derrotas, cosechó 7 triunfos y empató en 4 juegos. (D)