La cuarentena decretada en la mayoría de países por la presencia del coronavirus alteró los planes de entrenamiento y torneos de los deportistas.

La patinadora María Eduarda Fuentes cumple 24 días encerrada en Italia y este 14 de abril debía retornar. “Mis objetivos no se alejan y sigo con la preparación en casa, entreno seis días a la semana. Hago sesión de pliometría con saltos y giros en estabilizadores para controlar el cuerpo; en las tardes realizo preparación física, coordinación, agilidad rapidez, core stability (estabilidad de la zona central del cuerpo), salto de cuerda y termino en una sesión de saltos específicos para controlar las rotaciones”.

La patinadora y medallista Panamericana en Lima 2019 dice que cumple la cuarentena para evitar cualquier tipo de contagio: “Pedimos la comida a domicilio, evito salir, no es una opción (salir) con la situación que se vive en Italia que parece no cesar. Sigo las normas de higiene que se han dado, incluso con las cosas que traen del supermercado antes de tocarlas se las desinfecta”.

No debe desanimarnos, ni bajonearnos porque si la pasión y la garra están, el aplazamiento de un torneo no es excusa, ni nos debe alejar de la meta. María Eduarda Fuentes, seleccionada de patinaje

Aunque el patinaje no es parte de los Juegos Olímpicos, para María Eduarda “la decisión de aplazarlos fue una decisión acertada y responsable. Sé que para muchos es difícil de aceptar, de entender, pero es la alternativa correcta, no deben desilusionarse ni perder las ganas porque dentro de un año estarán en los JJ. OO.”.

La ecuatoriana señala que seguirá entrenando en casa con los objetivos y metas claros porque la paralización ha afectado todas las planificaciones de este y el próximo año como los Juegos del Mundo, y con el aplazamiento de los JJ. OO. no sabe qué pasará con todo el calendario.

María Eduarda a su retorno a Ecuador debía participar de un campamento de entrenamiento y en un campeonato nacional. “Luego debía viajar al Circuito Mundial en Europa que corresponden a tres copas mundiales en Portugal, Italia y Alemania, pero se canceló”.

Voleibolista en Arabia

Por su parte, el voleibolista Joselo Nazareno se encuentra en los Emiratos Árabes Unidos haciendo cuarentena. “Llevo seis meses acá y espero para volver a casa. Tenía pasaje para viajar a Argentina (donde radica) y cinco horas antes del vuelo lo cancelaron por el cierre de los aeropuertos. Se suspendió la liga de voleibol acá por la pandemia. Yo estoy viviendo en Abu Dhabi, esperando que abran los aeropuertos”.

Joselo, quien nació del programa de chiquivóley en la presidencia de Patricio Sandoval, al frente de la ecuatoriana de vóleibol, señala que si se mantenían los Juegos Olímpicos “No iban a estar buenos porque los deportistas no llegaban en su máximo nivel”.

La postergación de los JJ. OO. fue una decisión acertada porque el mundo está paralizado y no hay nada más importante que la salud de los deportistas. Joselo Nazareno, voleibolista ecuatoriano

El ecuatoriano, que milita en el club Al Dhafra Sport Club de Abu Dhabi y ha jugado en Chile, Argentina y Turquía, señaló que de la Secretaría del Deporte ni de la Ecuatoriana de Vóleibol no lo han llamado para ver cómo está. “No me gusta estar dando pena ni lástima, pero es la realidad que estoy viviendo ahora. Nadie me ha llamado para ver cómo estoy por acá”, comentó. (D)