Escenas de angustia y desesperación protagonizaron los moradores de las calles Buenavista y Segunda Terminal, en el centro de Machala, al descubrir el cuerpo agonizante de una menor y a su padre sin vida.

El hecho se produjo la noche del pasado domingo en el interior del centro estético Haylie. Una de las moradoras del sitio llevó a la menor al hospital Teófilo Dávila, pero falleció a los pocos minutos.

Al parecer, los dos murieron por ingerir veneno mezclado en una bebida. El hombre fue identificado como Jorge Gilberto González Piedra, de 43 años, quien según allegados pasaba problemas emocionales con su pareja.

Publicidad

“La niña estaba toda la tarde con la madre en el local y no sabemos a qué hora sucedió este hecho”, dijo un vecino.

El fiscal de turno, Lenin Fierro, y miembros de la Policía Judicial revisaron el interior del local y hallaron residuos de Methapac (plaguicida de uso agrícola), que habría sido utilizado por el hombre para acabar con la vida de su hija y luego tomar el mismo líquido.

Según las primeras indagaciones, la madre de la niña y esposa del suicida no se encontraba en el local que es de su propiedad, lo que al parecer aprovechó González.

Publicidad

“Mi hermana llevaba varios meses separada porque era muy celoso”, lamentó una mujer que dijo ser familiar.

Jorge González Piedra era nativo del cantón Pasaje, El Oro, había conocido a Elita Cinthya Calirgos Núñez, de Chiclayo-Perú, hace cinco años, se casaron y luego decidieron poner un negocio en Machala porque la mujer tenía experiencia en estética y belleza.

Publicidad

Inés Piedra, madre de Jorge, dijo que hace pocas semanas se enteró de que estaban en trámites de divorcio.