Cecil, Elsy, Sonnia y Paco Villar, Enrique Pacheco, Raúl Varela, Delia Aguirre y Hugo Bernel fueron, según Vicente Bowen, algunos de los primeros actores de los inicios de RTS, hace 50 años. “Hicieron espacios como ‘Reina por un Día’. Luego vinieron las telenovelas”.

En febrero de 1961, José Rosenbaum, pionero de la televisión ecuatoriana, contrató para el ahora RTS a la cubana Blanquita Amaro, quien vivía en México, para que hiciera un espacio tipo show. Se llamó ‘Loquibambia’. “Permaneció solo seis meses, pero compartió detalles como que para salir en pantalla había que maquillarse, e incluyó en la programación un segmento de cocina, que condujo Yolanda Aroca (‘Cocine con Gusto’)”.

Rosenbaum, expresa Bowen, vendió sus acciones a Presley Norton, quien asumió al canal el 13 de febrero de 1963. El grupo trajo al peruano Tito Velarde y al cubano Emilio Díaz (fallecido en 1985), quienes fundaron una escuela para actores.

Díaz fue libretista del también cubano Félix B. Caignet y le pidió permiso para adaptar la telenovela El derecho de nacer, que tuvo 80 capítulos, contó con actores como Ángela Játiva, Roberto Garcés, Rosario Ochoa, Antonio Santos, Elsy Vidal, Carmen de la Torre, Luis Maestre, Kenneth Carrera, Alisva Rodríguez, entre otros.

Publicidad

“Cuando Elsy se fue empecé a dirigir”, dice Bowen, quien estuvo al frente del noticiario de Ralph del Campo y el espacio deportivo de Chicken Palacios. Hasta junio de 1966 y luego de presentar La vida de Narcisa de Jesús, vino el videotape, dice.

El actor y declamador Antonio Santos también fue testigo y parte de los inicios de la televisión ecuatoriana. Llegó al ahora RTS en la década de los sesenta y participó en sus primeras telenovelas.

Santos recuerda que también actuó en numerosas piezas teatrales. “Cada domingo se emitía un espacio que se llamaba ‘El teatro en su hogar’, donde se hicieron obras de la mayoría de autores universales y nacionales”.

Las producciones dramáticas se realizaban en vivo y no eran tan fáciles, acota el actor, quien animó, además, programas musicales. Lo mismo hizo, entre los sesenta y setenta, la cantante Hilda Murillo, con un show que llevaba su nombre. En corte también de entretenimiento se hicieron ‘El Clan del 4’ y ‘Puerta a la Fama’, con Lucho Gálvez.

Tras la primera venta del canal empezaron a llegar las telenovelas del extranjero, acota.

Toñito Cajamarca falleció hace 15 años, pero su hijo, que se llama igual y ha encarnado por casi cuatro décadas al profesor Lechuga, cuenta que su padre se inició en RTS cuando el canal contrató a la cubana Blanquita Amaro, a inicios de los sesenta. “Luego hizo sketches con Lucho Gálvez, Paco Villar, Paco Varela y Alisba Rodríguez”.

Publicidad

A la par presentaba en radio ‘La Escuelita Cómica’ (aún al aire por Cristal), la cual también llegó a la programación de RTS.

Igualmente, en la segunda década de vida de RTS estuvo Tiko Tiko. Primero como Hernesto Huertas (su nombre real), en un programa musical llamado ‘Luces, Cámaras y Acción’ y luego con su personaje y con Flipper.

Espacios deportivos
‘La Número 5 en Acción’ nació en RTS en 1977. Se transmitía los lunes y entonces lo conducía Mauro Velásquez. Yo la asumí en 1981. El espacio se mantuvo 14 años”, anota Vito, que se incorporó al canal en 1979 y hasta 1980 presentó el dominical ‘Deportes al Instante’.

A ‘La Número 5 en Acción’ le siguió ‘Deportivo’, y de allí ‘Copa’, que lleva 20 años. En 1991, cuando se llamaba Telesistema, transmitió los partidos de la Copa América y adquirió los derechos de los Mundiales de Fútbol España 82, México 86, Italia 90, Estados Unidos 94, Francia 98, Japón-Corea 2002 y Alemania 2006.

Innovaciones y rating
Desde 1984 y durante 23 años, Carlos Muñoz Insua se mantuvo como presidente de RTS, canal que, según señala, recibió en el último lugar de sintonía. “Tenía un conflicto laboral que hizo que las acciones sean rematadas por sus colaboradores para cobrar sus acreencias. Ellos tenían una cantidad y el grupo Noboa la mayoría”.

Tras comprar todas las acciones, Muñoz Insúa manifiesta que optaron por incursionar en el deporte y consiguieron los derechos para transmitir los partidos de Copa América. Para los comentarios trajeron al argentino César Luis Menotti y luego al brasileño Baba, “y con él a unas brasileñas para hacer en los entretiempos un show”.

Retomaron la producción de entretenimiento en vivo con ‘¡Aló!, ¿Qué Tal América?’, que recibía llamadas al aire y despuntaron presentadoras como Marián Sabaté; allí surgió también el personaje de farándula Jack T.Qento (que encarnó Alsino Herrera). “Después tuvimos los derechos de un programa de Univisión llamado ‘La Feria de la Alegría’, que de ser un enlatado se convirtió en un espacio en vivo. Allí Carla Sala ganó popularidad (antes estuvo en Ecuavisa) y descubrimos como conductor a Marco Vinicio Bedoya, que inicialmente era el locutor en off”.

El canal compró las acciones del canal capitalino con sintonía local, Ortel, “y pedimos frecuencia en todas las provincias del país, incluso Galápagos.

En su administración, dice, RTS tuvo transmisión satelital, microondas e innovaciones tecnológicas. “En el área informativa fuimos los primeros en bajar una mesa a la calle 9 de Octubre para que la gente denuncie sus problemas, e hicimos un informativo en quichua”.

Para Muñoz Insua, RTS es la universidad de la televisión, pues han pasado presentadores, animadores y artistas. “Nunca hicimos pedidos políticos ni tuvimos negocios vinculados. La línea editorial siempre fue independiente”.

Luego de su salida, Luis Esteban Gómez asumió la presidencia. Él asegura que en su nueva etapa RTS apuesta a la producción nacional.

Los programas
Wilson Suárez es uno de los más antiguos de RTS, al que se incorporó hace más de tres décadas y donde se desempeña como gerente de programación.

“Antes (los canales de la TV ecuatoriana) éramos ciegos, sordos y algo mudos al programar los espacios. Las decisiones se tomaban de manera visceral”, expresa Suárez, y acota que desde la década de los ochenta puede asegurar que RTS es multitarget y una alternativa frente a la competencia”. “Desde 1998 nos centramos en películas hasta noviembre pasado, que dimos paso al entretenimiento”, acota.

En el 2000 y por un corto periodo, el canal 4 en Guayaquil tomó la administración de Teleamazonas y compartió su programación. Igual ha hecho con RedTV Ecuador, filial de RTS.

Empresa
En sus inicios RTS se llamó Primera Televisión Ecuatoriana Canal 4, luego se dio a conocer como Telecuador, Telesistema del Ecuador, Teletortuga (por el logo que usó), Telecuatro, Telesistema y RedTeleSistema. Su razón social es Telecuatro Guayaquil C.A.

El segundo canal en iniciar sus transmisiones en Ecuador fue Ecuavisa, el 1 de marzo de 1967, y el tercero, Telecentro, ahora TC Televisión, el 30 de mayo de 1969. Les siguieron Teleamazonas, el 22 de febrero de 1974; Gamatv, 18 de abril de 1977, y SiTV, el 6 de noviembre de 1992.