Viernes 29 de abril del 2005 | 15:55 Política

Empleados del Secap acusan de corrupción a su anterior director Ejecutivo

Por tercer día consecutivo los empleados del Servicio Ecuatoriano de Capacitación Profesional (Secap), cerraron  las puertas del edificio central para  evitar el ingreso de todos los funcionarios nombrados por el anterior gobierno.

Esta situación se da como consecuencia del decreto ejecutivo número 12 que deja sin nombramiento a los funcionarios de libre remoción, que ingresaron en el anterior Gobierno.

Hasta el momento, diez de los 23 centros de formación en todo el país se han paralizado. Además los empleados presentaron denuncias contra el director Ejecutivo de la entidad  Fernando Albán.

Según informó TC televisión, a Albán se lo acusa de haber hecho contratos con compañías fantasmas con cheques del Estado. Edison Rivera, empleado de la institución, aseguró que el funcionario también “se llevó el vehículo y el teléfono celular asignado”.

Albán calificó las acusaciones como “cacería de brujas terrible”, pero no brindó ninguna aclaración sobre las denuncias en su contra.

Política

Diseño

© Copyright 2009. Compañia Anónima EL UNIVERSO. Todos los derechos reservados.