El presidente de Ecuador, Rafael Correa, cuestionó el sábado a The Guardian, The Economist y Le Monde por "las mentiras" que según él publicaron sobre recientes protestas opositoras indígenas, y lanzó una campaña "de defensa" en redes sociales contra esos medios europeos.

El mandatario izquierdista criticó en duros términos a los dos medios ingleses y al francés por artículos publicados en las últimas semanas sobre las manifestaciones indígenas y de otros sectores que iniciaron el 13 de agosto, y que dejaron decenas de detenidos y heridos, en su mayoría policías, según el gobierno.

"Compañeros, a reaccionar. Estamos ante una campaña nacional e internacional de desprestigio del país, diciendo groseras mentiras, (como) la brutal represión que hubo contra protestas pacíficas", señaló el mandatario en su programa semanal de radio y televisión.

Correa culpó a los tres medios europeos de mentir sobre su gobierno y la respuesta policial a las manifestaciones, y envió a cada uno de ellos mensajes por Twitter y Facebook para que sus seguidores los repliquen.

Publicidad

@Guardian, show a little bit of professional integrity. Do some research, or at least pick up the phone. http://t.co/VcP4xl8UJB

El presidente escribió a The Economist: "¡Basta de mentir sobre #Ecuador Vengan al país, constaten la realidad antes de publicar falsedades. Un poquito de decencia", y a The Guardian: "demuestren un poco de integridad profesional. Hagan algo de investigación o al menos llamen por teléfono".

@TheEconomist Stop lying about #Ecuador Come to this country and verify the reality before publising false statements. More decency.

Asimismo, denunció las "falsedades" del diario francés Le Monde contenidas, según él, en artículos firmados por Didier Fassin y Marc Saint-Upéry, a propósito de las manifestaciones, y le envió el siguiente mensaje: "Díganle a estas personas que si quieren hacer política se afilien a Pachakutik", partido político de los indígenas.

@lemondefr dites leur que s’ils veulent faire de la politique qu’ils adhèrent à Pachakutik. https://t.co/ukxav0veZf http://t.co/mc9jIRzMu3

"¡Que sepa esta gente que estamos hartos de sus mentiras, que no les creemos!, así es que todos a enviarles miles de tuits a estos mentirosos, a esta prensa corrupta internacional", afirmó Correa.

El presidente ecuatoriano, en el poder desde 2007, vincula a varios medios privados locales con la oposición y los acusa de alentar una campaña de desestabilización contra su gobierno.

Correa sacó adelante un Ley de Comunicación en 2013 que aumentó los controles sobre la prensa y fijó una nueva distribución de frecuencias de radio y televisión entre medios públicos, privados y comunitarios. Organizaciones de periodismo y libertad de prensa tildan la norma de "ley mordaza". (I)