Apenas los turistas empezaron a bajarse del buque Artania, en el puerto de Guayaquil, sus cámaras y filmadoras se centraron en el show de bienvenida que los esperaba ayer.

Dos jóvenes vestidos con pantalón negro, guayabera blanca y corbatín, más cuatro mujeres con trajes albicelestes bailaban al ritmo de ‘Guayaquileño, madera de guerrero’, tema interpretado por la banda de la Policía Metropolitana.

Y la bienvenida, aunque sencilla, gustó a los visitantes del sexto crucero que recibe el puerto principal en ocho semanas. Tanto, que hasta se contagiaron del ritmo y pasaron de espectadores a protagonistas.

El barco Artania acoderó ayer, antes de las 09:00, como parte de un periplo que empezó en Valparaíso (Chile) el 19 de febrero y que ha recorrido poblaciones como Coquimbo e Iquique. También estuvo en el Callao (Perú).

Luego del baile, los turistas en su mayoría de Alemania, Suiza, Francia e Italia pasearon por sitios turísticos de la urbe, entre ellos, el cerro Santa Ana, barrio Las Peñas, parque Seminario y Malecón Simón Bolívar.

Alrededor de las 21:00 debía zarpar a Punta Arenas, en Costa Rica. Después de este crucero, que llegó con más de 600 visitantes, otros dos acoderarán en la ciudad el próximo mes.

Patricio Tamariz, coordinador zonal 5 del Ministerio de Turismo, indicó que esta cartera participará en una cita de cruceros mundiales, donde se propondrán más rutas turísticas para que los visitantes se queden más tiempo en la ciudad y en el país. (I)