El paradero del exagente de la CIA Edward Snowden ayer era desconocido por las autoridades norteamericanas –que lo requieren por filtrar información reservada– y por el canciller de Ecuador, Ricardo Patiño, quien dijo desde Vietnam que el Gobierno estudiará la solicitud de asilo recibida.

Ecuador le otorgó a Snowden un “documento de refugiado” con el que viajó el domingo pasado desde Hong Kong a Rusia, debido a que Estados Unidos revocó su pasaporte, declaró ayer Julian Assange, fundador de WikiLeaks, desde la Embajada de Ecuador en Londres, donde lleva un año refugiado.

Su organización está asistiendo a Snowden, quien se cree sigue en la zona de tránsito del aeropuerto de Moscú, pues no abordó el vuelo que había reservado para ir a Cuba. Sin embargo, funcionarios del Kremlin dijeron que no tenían conocimiento de contactos entre el estadounidense y las autoridades rusas.

Recién unas cuatro horas después de que el avión despegó, Assange confirmó que Rusia fue solo una parada en su camino hacia Quito. “Snowden está sano y salvo y va camino a Ecuador por una ruta segura”, dijo el australiano.

Publicidad

El domingo por la noche, la página web de WikiLeaks indicó que Snowden “está acompañado por diplomáticos y asesores legales” de la organización. El exjuez español Baltasar Garzón, quien ejerce la defensa de Assange, anunció ayer que está estudiando una petición de asesoramiento de Snowden.

Para Patiño, el caso atañe a “la libertad de expresión y la seguridad de los ciudadanos en el mundo”, así como a “la confidencialidad de las comunicaciones”. Mientras que el presidente Rafael Correa escribió en su cuenta de Twitter que su gobierno analizará “responsablemente” el pedido de asilo.

La Embajada de Estados Unidos en Quito emitió ayer un comunicado en el que señaló que ha sido autorizada por el Departamento de Estado en Washington para difundir una declaración que debía ser atribuida a un “alto funcionario del gobierno” norteamericano.

En el documento se expresa: “La afirmación del Sr. Snowden de que su motivación es el apoyo a la transparencia, a la libertad de prensa, a la protección de los derechos individuales y a la democracia se contradice por el tipo de defensores potenciales que ha escogido –China, Rusia y Ecuador–”.

Y se añade: “Trabajando con países como esos –cada uno de los cuales ha sido citado por no permitir la libertad de expresión y de prensa– deja en claro que el verdadero motivo de sus acciones ha sido desde el principio perjudicar la seguridad nacional de los EE.UU. y no promover las libertades de Internet y la libre expresión”.

El secretario de Estado, John Kerry, advirtió ayer a China y a Rusia de las consecuencias que tendrá para las relaciones con estos países la confirmación de que ignoraron el pedido de extradición y dejaron escapar a Snowden, quien podría ser condenado a una pena de 30 años en su país si se lo encuentra culpable de espionaje. Él no confía en un juicio justo.

Publicidad

El presidente estadounidense, Barack Obama, dijo que su gobierno estaba “siguiendo todas las vías legales adecuadas y trabajando con varios países para asegurarnos de que se cumpla la ley”.

Reacciones

“El denunciado (EE.UU.) persigue al denunciante. El que intenta aportar luz y transparencia a hechos que afectan a todas las personas es perseguido por quienes deberían dar explicaciones”.
Ricardo Patiño, canciller

“Tengan la seguridad de que analizaremos muy responsablemente el caso (de Edward) Snowden y tomaremos con absoluta soberanía la decisión que creamos más adecuada”.
Rafael Correa, presidente

“La afirmación del Sr. Snowden de que su motivación es el apoyo a la transparencia, a la libertad de prensa, a la protección de los derechos individuales y a la democracia se contradice por el tipo de defensores potenciales que ha escogido –China, Rusia y Ecuador–”.
Gobierno de EE.UU., comunicado