Un convenio de cooperación institucional suscribieron el Municipio porteño y la Sociedad de Lucha Contra el Cáncer (Solca), por $ 140 mil. Se trata de la segunda fase del programa municipal Deteniendo mi cáncer, que beneficiará a 80 pacientes que abandonaron el tratamiento oncológico por falta de recursos económicos.

Cada beneficiario recibirá un cupo de $ 1.750 para insumos médicos y de aseo personal, hospitalización, medicinas fuera del cuadro básico, exámenes de laboratorios externos, prótesis, sesiones de quimioterapia y radioterapia, terapias física y psicológica y actividades recreativas.

El programa nació en 2019 como una iniciativa de la alcaldesa Cynthia Viteri. Aquel año se ayudó a 50 pacientes con tratamiento oncológico.

Se ampliaron las edades para la atención de los pacientes, inicialmente era de 1 a 70 años, pero con el nuevo convenio suscrito la ayuda será para personas de 1 a 95 años. (I)