Un gran número de personas, entre ellas amigos y familiares, recibieron el miércoles a Michael Morales con una caravana motorizada que se dirigió al parque central de Pasaje (El Oro), donde el alcalde César Encalada le entregó las llaves de la ciudad.

El peso wélter orense de 22 años cumplió el pasado sábado con su debut en la empresa de artes marciales mixtas UFC (Ultimate Fighting Championship), firmando un triunfo por nocaut en el primer asalto del combate frente al estadounidense Trevin Giles en el evento UFC 270, que tuvo lugar en la arena Honda Center, en Anaheim (California).

“Estoy muy feliz de regresar a mi casa, abrazarme con mi madre, con los amigos y vecinos que nos aprecian mucho, creo que este triunfo es de todos los ecuatorianos”, señaló.

Morales dijo que ninguna institución del Gobierno ha contribuido para su formación y viajes. “Para viajar a México y luego a la pelea del sábado tuve la ayuda directa de mi madre, de mi entrenador y personas de la empresa privada que creyeron en mí”, aclaró, puesto que espera en un futuro el apoyo de instituciones locales y del Gobierno nacional.

Publicidad

El alcalde de Pasaje, César Encalada (c), presidió un acto de reconocimiento a Michael Morales (d) con la entrega de las llaves de la ciudad. Foto: Freddy Macas

El deportista, nacido en el cantón Pasaje, se subió junto a su madre Katty Hurtado en un camión que avanzó desde el ingreso a la ciudad hasta el parque central en medio de una caravana motorizada. Desde las ventanas y portales saludaron al peleador que en septiembre de 2021 consiguió un lugar en UFC.

El alcalde de Pasaje, César Encalada, presidió un acto de reconocimiento con la entrega de las llaves de la ciudad.

El atleta dijo el miércoles que su retorno a Tijuana, México, está previsto para el 17 de febrero. El tiempo en el país planea dividirlo para sesiones de entrenamiento, la grabación de un spot de televisión y un estudio médico porque debe someterse a una cirugía de meniscos en la pierna izquierda.

(D)