Este fin de semana, con el inicio de la Ligue 1, Lionel Messi consiguió anotar dos goles (uno de chilena) y una asistencia ante el Clermont. Con estos dos goles y la asistencia, Messi habría superado las 1.000 contribuciones de gol con los clubes, según publica diario AS de España.

La gran mayoría de estas anotaciones y pases la ha conseguido con el FC Barcelona, en el que ha desarrollado prácticamente toda su carrera (menos la última temporada y esta nueva que empieza). El dato que más destaca es que es el máximo goleador de la liga española, con 474 goles. Otro de los grandes datos es que es el segundo máximo anotador de la Champions League (123), solo por detrás de Cristiano Ronaldo (139).

Messi siempre ha demostrado que, pese a no ser delantero centro, es un gran goleador. Pero además de ser uno de los mejores goleadores de la historia, también ha demostrado que es uno de los mejores repartiendo asistencias. Según Transfermarkt, de los 812 partidos disputados entre el Barcelona y el PSG, Messi ha sumado un total de 684 goles y ha repartido 318 asistencias.

Tras este último partido, Messi ha conseguido otro récord que está al alcance de muy pocos, demostrando que es un jugador único. Pero esta cifra va a seguir aumentando, ya que acaban de empezar las competiciones domésticas y queda toda la temporada. Además de que no será la última temporada de Messi.

Ahora, si quiere seguir batiendo récords, tendrá que intentar ser el máximo goleador de la Champions, estando solo a 16 goles de su máximo rival, Cristiano Ronaldo, quien, si no cambia su situación, este año no disputará la máxima competición europea. (D)