La investigación fiscal que involucra al astro mundial del fútbol Ronaldinho Gaúcho, arrestado desde hace 17 días en Paraguay, incluye un esquema de lavado de dinero con su figura como fachada y los trámites de esta semana serán cruciales para determinar qué tan enterado estaba el exdelantero brasileño de esos planes.

La empresaria que trajo a Dinho a Paraguay y gestionó los documentos que lo llevaron a prisión es una pieza clave en un proceso que podría tener un giro con el peritaje desde el lunes de los teléfonos del ídolo del Barcelona y su hermano.

Ronaldo y Roberto de Assis Moreira usaron pasaportes paraguayos falsos para entrar al país. Su visita se enmarcaba en las actividades de la fundación Fraternidad Angelical de Dalia López, empresaria vinculada a políticos locales y brasileños.

Publicidad

López estuvo al lado del exfutbolista cuando salió de la zona restringida del aeropuerto Silvio Pettirossi el 4 de marzo, donde fue recibido por una multitud que vestía camisetas amarillas con su fotografía. La misma imagen estaba impresa en el pasaporte adulterado y en decenas de balones de fútbol incautados de una propiedad de la empresaria el viernes.

“Ella podría estar metida en un esquema de lavado y eso hace que tengamos que investigar a todas las otras personas que estaban relacionadas a ese tipo penal, entre ellas Ronaldinho. Por eso estamos firmes con la posición de que se mantenga la prisión preventiva”, dijo el fiscal Osmar Legal.

“Nuestra hipótesis es que se produjeron documentos de contenido falso, se utilizaron esos papeles (para entrar a Paraguay) y que eventualmente esas documentaciones iban a servir para ciertos fines comerciales o inversiones al margen de lo legal. Lo que tenemos es la fundación de la señora Dalia donde él (Dinho) iba a aparecer como figura”, agregó. (D)