Entusiasmado y sin aceptar que ha estado inactivo, solo sin entrenar a un equipo por decisión propia, el argentino Luis Soler, de 66 años, estampó este lunes su firma para ser el técnico de Aucas, que retorna a la serie A en el 2018.

Se le consultó sobre las críticas a su contratación por el hecho de no haber dirigido desde octubre del 2014, fecha en que cumplía dos meses de haber llegado a U. Católica, y de donde salió por los malos resultados.

“Qué es estar inactivo: no entrenar. Eso no significa no estar actualizado, haber dado cursos, ver mundiales, recibir y dar cursos, ver fútbol”, apuntó.

Publicidad

“Lo único que no hice fue no entrenar a un equipo, pero por decisión propia”, añadió y contó que D. Cuenca, Fuerza Amarilla, Mushuc Runa, Técnico Universitario y otros le ofrecieron trabajo, pero los proyectos no le entusiasmaron.

“Acá sí estoy entusiasmado. Me parece que Aucas está ordenado, quiere crecer y eso es fundamental. Quería volver, pero a un club donde haya aspectos importantes como un proyecto, seriedad, cumplimiento en los pagos”, apuntó.

“Lo primero será consolidar al equipo en la A. Luego, clasificar a la Sudamericana que no es tan difícil y tratar de ser cuartos para ir a la Libertadores. Esa es mi ilusión, mas, habrá que ver si tenemos el plantel para lograrlo”, agregó.

Publicidad

Soler informó que sus colaboradores serán Máximo Villafañe (asistente), Gastón Biaín (preparador físico) y Gustavo Figueroa, que este año integró el equipo oriental.

En otro tema, el directivo Danny Walker contó que la no renovación de Darío Tampesta, gestor del ascenso, fue una decisión futbolística. “Él es un especialista en ascensos, cumplió el objetivo y nada más. Los ciclos terminan y este es un proyecto muy grande en la serie A”, comentó. (D)