La AS Roma obtuvo el domingo solo un empate de 1-1 con el Sassuolo, con el sabor amargo de una derrota, porque su adversario anotó el tanto de la igualdad al cuarto y último minuto de descuento, en la última jugada del partido.

De esta manera, la Roma no aprovechó al máximo la oportunidad que sus escoltas, Juventus y Nápoli, se enfrentaban más tarde en el más importante partido de la duodécima fecha de la Liga Italiana.

Con un autogol a los 20 minutos del defensor Daniele Longhi, del Sasuolo, la Roma pasó adelante y Daniele Belardi le dio el empate al Sassuolo, que está en los últimos lugares de la tabla de posición.

La Roma continúa invicta, pero ya ha tenido dos empates porque en la fecha anterior igualó 1-1 con el Torino.

Publicidad

Roma buscó con insistencia el segundo tanto, tuvo varias ocasiones de convertirlo, pero se encontró con un adversario que se defendió bien y su arquero, Gianluca Pegolo, respondió con acierto cuando fue exigido.

De todos modos, también el Sassuolo fue peligroso y buscó el empate, que a los 85 minutos, el portero de la Roma, Morgan De Sanctis, evitó con una gran atajada ante un tiro de Antonio Floro Flores.

Con 32 puntos, Roma es puntero invicto, seguido por Juventus y Nápoli con 28 e Inter 25, que ayer se impuso 2-0 al Livorno.

Continúa la crisis del AC Milan que no ha logrado un triunfo fuera de su casa en todo el campeonato y solo empató 0-0 en casa del Chievo, resultado que le podría costar el puesto al técnico Massimiliano Allegri.

Publicidad

El Milan, que está disputando el peor inicio del campeonato desde 1981, dejó en la banca al brasileño Robinho, que entró a los 63, mientras Mario Balotelli estaba de nuevo suspendido. Adelante estuvo Kaká y Alessandro Matri.

Solo 13 puntos ha logrado el Milan, a 19 del puntero, y a cuatro de la zona del descenso, con una cosecha de tres victorias, cuatro empates y cinco derrotas.

Allegri dejó en la banca al brasileño Robinho, que entró a los 63, mientras Mario Balotelli estaba de nuevo suspendido. Adelante estuvieron Kaká y Alessandro Matri.

Los rossoneri jugaron los últimos ocho minutos con un hombre menos por la expulsión de Riccardo Montolivo por doble amonestación.

Publicidad

La ocasión más clara de gol fue de Robinho, a los 76, que solo frente al arco se comió un gol hecho, pero el balón golpeó un palo del arco del Chievo.

En otro partido, Parma y Lazio empataron 1-1. El jugador español Balde Keita (50m) anotó el gol de la Lazio, mientras el Parma empató con gol de Alessandro Lucarelli (63m).

Con un doblete de Daniele Conti (43m y 88m), Cagliari ganó 2-1 al Torino, que descontó con Ciro Immobile (52m).

Atalanta se impuso 2-1 al Bologna con goles de Davide Brivio (75m) y del croata Marko Livaja. El tanto del Bologna fue de Rolando Bianchi (77m).

Publicidad

Poco antes, Genoa se impuso sorpresivamente al Verona 2-0.

En solo seis minutos, el Genoa anotó los dos goles por intermedio de Daniele Portanova a los 29 y el eslovaco Juraj Kucka a los 35, al recibir un pase preciso del brasileño Matusalem.

El Verona, que ha sido la revelación del campeonato y está en el quinto puesto con 22 puntos, sufrió la cuarta derrota. Genoa sumó 17.