Al menos siete personas han muerto desde principios de mes en el norte de Japón y un centenar han sufrido intoxicaciones tras ingerir verduras contaminadas con la bacteria del E.coli, informaron hoy medios locales.

Seis de las víctimas mortales son ancianos, la última de ellas una mujer de más de 100 años que falleció a primera hora de este domingo después de presentar signos de intoxicación tras comer un tipo de verdura escabechada en conserva, según la edición digital del diario Mainichi.

Entre los fallecidos, sin embargo, también hay una niña de 4 años que ingirió col china escabechada procedente de conservas aparentemente contaminadas con la cepa O-157 de la bacteria de E.coli.

Publicidad

Todos los casos se han producido en la provincia japonesa septentrional de Hokkaido, donde las autoridades sanitarias han anunciado que a partir mañana, lunes, efectuarán inspecciones en cerca de 550 centros que distribuyen conservas de este tipo de verduras en escabeche.

Desde principios de agosto un total de 104 personas han mostrado síntomas de intoxicación, de las que 66 continúan ingresadas, detalló por su parte la versión online del diario Asahi.

Se trata de la intoxicación masiva por E.coli más grave en el país asiático desde 2002, cuando nueve personas perdieron la vida a causa de la misma bacteria en un hospital de la localidad de Utsunomiya, capital de la provincia de Tochigi, al norte de Tokio.