Paola Ruiz es una joven guayaquileña que labora en la Agencia de Tránsito Municipal.

Ruiz afirma que escogió esta profesión por vocación. Trabaja de lunes a viernes en las calles que le asignan pensando en que cada día es un nuevo reto.

La agente Ruiz ha sobrellevado algunos roces con ciertos conductores que han intentado irrespetarla por el hecho de ser mujer. Ella es una de las 133 mujeres que trabajan en la entidad que regula el tránsito en Guayaquil desde el año 2012.