Este vestido refleja la emancipación femenina en los años 20. Está basado en el charleston, su diseño deja los hombros al descubierto, emplea sombrero y la falda tiene arandeles.
La mantilla sujetada al peinado, corsé con falda amplia y sin escotes era usual en los vestidos de la Colonia.
En la Independencia, se inicia el auge del traje con corte imperio.
En el periodo entre la República y la Independencia, ya no se usa el corsé.